Le robaron el arma calibre 38 que portaba

Por: Eillyn Jiménez B. 12 agosto, 2016
El suceso, en el que murió un guarda de seguridad, ocurrió en La Rita de Guápiles, Pococí.
El suceso, en el que murió un guarda de seguridad, ocurrió en La Rita de Guápiles, Pococí.

Un hombre, quien se desempeñaba como guarda de seguridad en una empresa ubicada en La Rita de Pococí, falleció la noche de este jueves luego de recibir dos balazos.

La víctima fue identificada como Michael Martínez Alemán, de 22 años, quien tenía un impacto de bala en la cabeza y otro en el cuello.

Los hechos se presentaron a las 11:28 p. m., cuando Martínez se encontraba cumpliendo con su jornada laboral y fue atacado por hampones que le robaron el arma.

Así lo confirmó el director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), Wálter Espinoza, quien indicó que están tras la pista de los asesinos, ya que tienen informes de un grupo de personas que, aprovechando las condiciones geográficas y topográficas de las fincas bananeras, entran para sustraer armas de fuego u otros bienes.

Martínez estaba en la casetilla cuando los pistoleros perpetraron los disparos.

En el lugar, la Policía encontró un pasamontañas y un arma calibre 22, que, aparentemente, pertenecen a los asaltantes.

"Es llamativo que dejaron un arma calibre 22 en el sitio, que de pronto pudo haber sido olvidada por ellos. Precisamente eso es lo que estamos investigando", acotó Espinoza.

De acuerdo con el director del OIJ, en Limón este año han ocurrido 10 sustracciones de armas de fuego, tres en Bribrí, tres en el centro de Limón y cuatro en Matina y Batán.

"Nosotros no podemos en este momento señalar que haya una banda que se esté dedicando a esa actividad, sino que lo que tenemos como dato inicial o primero es que es una sustracción pura y simple, muy violenta y que provocó la muerte de quien estaba realizando actividades de custodia", sostuvo.

Por tratarse de sembradíos, los guardas están solos, muy aislados y son suceptibles de recibir embates de la criminalidad.

El OIJ se presentó en el lugar para recolectar todas las pruebas que ayuden en la investigación, así como para levantar el cuerpo y trasladarlo a la Morgue Judicial, en San Joaquín de Flores, Heredia.

El fallecido era nicaragüense y tenía unos ocho meses de laborar en la empresa de seguridad.

Información actualizada a las 3 p. m. por el periodista Hugo Solano con datos del OIJ.

Etiquetado como: