Por: Carlos Arguedas C. 4 agosto, 2016

El Ministerio Público pidió 35 años de prisión, la condena máxima por el delito de homicidio, contra cuatro individuos sospechosos de matar, en un intento de bajonazo, al comerciante Luis Roberto Guilá Argüello.

La gestión la presentó la Fiscalía el lunes anterior al cerrar la etapa de conclusiones del juicio que se realiza en los Tribunales de Heredia.

Este debate continúa hoy jueves, cuando los defensores expondrán los criterios para oponerse a la solicitud fiscal.

En este caso los acusados son de apellidos Alfaro Sánchez (supuesto autor intelectual), Villachica Fuentes, Castro Ugalde y Zumbado Calderón (estos como autores materiales del crimen).

El abogado Federico Campos Calderón, en representación de la familia de la víctima, se adhirió a la petición de condena de la Fiscalía pero, además, solicitó que se imponga a los implicados 10 años de prisión adicional por el intento de robo agravado.

El carro de Guilá se detuvo al chocar con el puente Pirro. | ARCHIVO
El carro de Guilá se detuvo al chocar con el puente Pirro. | ARCHIVO

Hecho. Luis Roberto Guilá fue asesinado de un balazo el 12 de marzo del 2015 cuando se dirigía a su casa en un pick-up Toyota Hilux SR modelo 2012.

Cerca del puente sobre el río Pirro, en la entrada a Heredia, estacionó el vehículo para bajar a una persona que lo acompañaba. En ese momento, según la acusación fiscal, dos individuos que viajaban en un auto, junto con un tercer cómplice, lo interceptaron para robarle el carro.

Guilá se opuso al bajonazo, por lo que uno de los sujetos le disparó con un revólver calibre 38. Herido, el afectado condujo el vehículo unos 50 metros, hasta detenerse al pegar contra el puente del río Pirro. Murió en el sitio.

Los sospechosos lograron darse a la fuga, pero fueron detenidos en abril del año pasado.