Por: Cinthya Bran 23 noviembre, 2013

Tras el asalto, el almacén permaneció cerrado unas horas. | CINTHYA BRAN
Tras el asalto, el almacén permaneció cerrado unas horas. | CINTHYA BRAN

Nicoya. Dos ladrones aprovecharon ayer una falsa alerta de bomba en la sede de los Tribunales de Justicia para asaltar el almacén Gollo, confirmó la Fuerza Pública.

El atraco ocurrió a las 10:49 a. m. en ese local, situado frente al edificio del Ministerio de Salud.

Los sospechosos del robo fueron dos hombres que ingresaron armados y con cascos de motociclistas, quienes encañonaron a varios clientes y golpearon al administrador, cuya identidad no trascendió.

Adriana Córdoba, subjefa de la delegación de la Policía en Nicoya, dijo que la falsa alarma por bomba ingresó por medio del sistema 911 a las 9:15 a. m., por lo que de inmediato se realizó un amplio despliegue de personal y cierre de vías en los alrededores de los Tribunales.

“Efectuamos la revisión primaria del edificio. Luego, un funcionario de la Dirección de Inteligencia y Seguridad (DIS) realizó la segunda inspección y descartó que hubiera una bomba”, señaló Córdoba.

La oficial aclaró que no hay relación del asalto con la alarma en los Tribunales; más bien, la falsa alarma de bomba la atribuyen o relacionan con una audiencia que estaba programada en ese edificio.

Del establecimiento comercial lograron sustraer varias cámaras de video, teléfonos celulares, laptop s y tabletas, entre otros artículos, con valor cercano a los ¢5 millones, confirmó la Fuerza Pública.

Los asaltantes escaparon rápidamente con rumbo desconocido, ya que en el sitio existen al menos tres salidas que pudieron haber utilizado. El OIJ se hizo cargo de las pesquisas, pero anoche aún no había detenidos por este caso.