Sujetos en moto esperaron a que saliera de una vivienda para dispararle

 29 julio, 2014

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) está tras la pista de los homicidas de José Luis Ortiz Arce, de 28 años, acribillado a eso de las 11 p. m. de este lunes en Sarapiquí.

Ortiz caminaba por la vía pública en compañía de una hermana y otra persona cuando un sujeto con el rostro cubierto le disparó en varias ocasiones desde una moto.

El cuerpo presentaba al menos siete impactos de arma de fuego. En el sitio se recolectaron varios casquillos de arma 9 milímetros.

Ortiz laboraba como peón agrícola de una finca piñera y, según el OIJ, tiene antecedentes por robo y violación.

El hecho se presentó frente al súper El Toro, en Cristo Rey de Sarapiquí.

El cuerpo fue levantado la madrugada de este martes y remitido a la Medicatura Forense.
El cuerpo fue levantado la madrugada de este martes y remitido a la Medicatura Forense.

El padre de Ortíz, Luis Obando, afirmó que su hijo encontraba en casa de unos amigos cuando decidió salir con un conocido hasta la calle principal a tomar un taxi para regresar a su casa.

Acto seguido, el acompañante de una moto que estaba cerca sacó una pistola y abrió fuego para luego huir con rumbo a Puerto Viejo.

A pesar de la llegada oportuna de la Cruz Roja, no se pudo hacer nada para salvarle la vida a Ortiz.

Familiares sospechan que la muerte del peón fue planeada, pues el padre de la víctima recibió una llamada a su teléfono donde le indicaban el paradero de su hijo sin saber que minutos después perdería la vida.

Las autoridades constataron que los homicidas iban por Ortiz, ya que solo él resultó herido, aunque era acompañado por un amigo y la hermana.

Ortíz era vecino de la comunidad de Llano Grande de Puerto Viejo y padre de una pareja de niños de 8 y 4 años.

El caso quedo en manos de agentes del OIJ.