Sucesos

Homicidio ocurrió el 1.° de enero en Cañas

Policía atrapa a dos jóvenes por asesinato de un albañil

Actualizado el 15 de enero de 2014 a las 12:00 am

Víctima recibió seis puñaladas, caminó 300 metros, pero murió desangrada

Policía informó de que captura se basa en versión de testigo, quien observó crimen

Sucesos

Policía atrapa a dos jóvenes por asesinato de un albañil

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Dos jóvenes de 18 y 20 años fueron detenidos por ser los sospechosos de asesinar, de seis puñaladas, a un albañil, el 1.° de enero.

La captura se produjo en los allanamientos realizados, ayer martes, en el precario La Caña, en el centro de Cañas de Guanacaste.

La Fiscalía y el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de Cañas identificaron a los implicados como de apellidos Brenes, de 20 años y Canales, de 18.

Contra los  sospechosos, quienes fueron indagados ayer  en la Fiscalía de Cañas, se pedirá prisión. |  ARCHIVO LN
ampliar
Contra los sospechosos, quienes fueron indagados ayer en la Fiscalía de Cañas, se pedirá prisión. | ARCHIVO LN

Este último había sido capturado en anteriores ocasiones por otros delitos. El mayor no tenía antecedentes.

Los presos fueron indagados, ayer en la tarde, en la Fiscalía de Cañas. Esta mañana serán puestos a la orden del Juzgado Penal de ese cantón para que decida su situación jurídica.

El fiscal de Cañas, Eddy Díaz, informó de que contra ambos sujetos se pedirá prisión preventiva por el delito de homicidio calificado.

Hecho. Este caso está relacionado con el homicidio de Juan Carlos Ulloa Bonilla, de 35 años, ocurrido a las 00:15 a. m., del 1.° de enero.

Durante la investigación conjunta, realizada por la Fiscalía y el OIJ, se determinó que Ulloa, quien se desempeñaba como albañil, permanecía en el bar La Marsella y el 31 de diciembre, poco antes de la medianoche, fue a dejar en un taxi a una amiga, al sector de La Caña.

Cuando llegaron al lugar y la pareja se bajó del taxi, los dos jóvenes capturados ayer, intentaron abordar el vehículo, pero el chofer se negó a realizar el servicio.

Un testigo informó a la Policía que, presuntamente, los muchachos atribuyeron a Ulloa decirle al taxista que no prestara el servicio.

Cuando Ulloa regresaba a pie al bar, los detenidos lo interceptaron y le propinaron seis heridas con una arma blanca.

Las autoridades ubicaron a un testigo, quien identificó a los sospechosos.

Según el informe policial, Juan Carlos Ulloa, pese a estar herido, caminó cerca de 300 metros hasta que se desvaneció, a un lado del monumento al Boyero.

Cuando socorristas de la Cruz Roja lo atendieron, a las 00:15 a. m., del 1.° enero, lo declararon muerto.

Para las autoridades, la víctima falleció unos 15 minutos después de ser herida en un glúteo, pues perdió mucha sangre.

PUBLICIDAD

Durante los allanamientos realizados ayer, las autoridades judiciales decomisaron una arma blanca que pudo haber sido usada en el homicidio, así como ropa que estaba impregnada de sangre.

La Policía espera la declaración de otras personas, quienes observaron los hechos. La tesis de las autoridades es que los testigos perderán el miedo, ahora que los sospechosos están detenidos.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Policía atrapa a dos jóvenes por asesinato de un albañil

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Carlos Arguedas C.

carguedasc@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos. Trabaja en La Nación desde el 2000 siempre en la cobertura de asuntos de Sucesos y Jurídicos.

Ver comentarios
Regresar a la nota