Sucesos

Tasa de homicidios cae en tres años de 11,6 a 8,6 por 100.000 habitantes

Inteligencia de Policía bajó cifra epidémica de crímenes

Actualizado el 10 de marzo de 2014 a las 12:00 am

Información de inteligencia ayuda a enfocar recursos en zonas más difíciles

Autoridades destacan apoyo de comunidades en labores preventivas

Sucesos

Inteligencia de Policía bajó cifra epidémica de crímenes

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Hasta hace unos tres años, los oficiales de la Fuerza Pública se distribuían por igual alrededor del país y pasaban más tiempo en las casetas policiales.

En periodos más recientes, su trabajo cambió y se enfocó en las zonas y horarios en los que hay más incidencia criminal, se incrementaron los recorridos en calles y se involucró a las comunidades en acciones de prevención.

Esas estrategias de la Policía, basadas en criterios “técnicos” y “de inteligencia”, lograron bajar la cifra epidémica de homicidios que alcanzó el país entre el 2009 y el 2011, según consideraron las autoridades.

En el 2010, la tendencia a subir de la tasa de homicidios alcanzó la cúspide y llegó a 11,6 por 100.000 habitantes.

En el 2008, la cifra ya había cerrado en 10 homicidios por 100.000 habitantes, lo cual es considerado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como epidemia.

Como parte de las estrategias, la Fuerza Pública utiliza ‘mapas de calor’ para enviar el recurso policial. Estos mapas muestran los sectores en los que se da mayor incidencia criminal, con base en las denuncias realizadas ante las entidades judiciales.  | MARIO ROJAS.
ampliar
Como parte de las estrategias, la Fuerza Pública utiliza ‘mapas de calor’ para enviar el recurso policial. Estos mapas muestran los sectores en los que se da mayor incidencia criminal, con base en las denuncias realizadas ante las entidades judiciales. | MARIO ROJAS.

La situación alarmó a las autoridades y el rescate de la seguridad ciudadana se convirtió en el principal estandarte en la campaña electoral que culminó en el 2010 con la elección de la actual presidenta Laura Chinchilla.

Al cerrar el 2011, el panorama mostró una leve mejoría, y ya para el 2012, la tasa disminuyó a una cifra de 8,9 por 100.000 habitantes con 407 muertes.

El año pasado, el número bajó hasta 8,6. El total de víctimas se mantuvo en 407.

Paralelamente, la seguridad dejó de ser la principal preocupación de los costarricenses, según las encuestas.

Trabajo científico. “Costa Rica venía asignando los recursos policiales de manera estática y ahora incorporamos una estrategia de movilidad, mejoramos la flota vehicular y, con ello, el control territorial”, explicó el ministro de Seguridad, Mario Zamora.

“La Policía se moviliza de acuerdo con criterios técnicos y no políticos, no es porque una comunidad hable con el diputado o se reúna con el ministro”, agregó.

Tasa alcanzó punto máximo en el 2010.
ampliar
Tasa alcanzó punto máximo en el 2010. (Daniel Mora)
Zamora destacó que se han reducido los femicidios y que, donde se han dado aumentos, es en los crímenes por “ajustes de cuentas”. “Eso está relacionado con el narcotráfico”, manifestó.

Francisco Segura, director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), también destacó las acciones basadas en análisis criminal. “Se está haciendo la prevención en los sitios donde más se desarrollaban delitos; se detiene a más personas y se decomisan más armas”, señaló.

Segura agregó que también influyó la puesta en práctica de los procesos de flagrancia. En esa modalidad, la Fuerza Pública capturó en el 2012 a 5.600 personas. Hasta setiembre del año pasado, se había apresado a 4.300 sospechosos.

Randall Brenes, experto en temas de seguridad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Costa Rica, coincidió con esos criterios.

Brenes aclaró que los fenómenos como las reducciones de homicidios no pueden explicarse desde una sola variable. “Sin embargo, ha habido acciones concretas que interpreto que han incidido”, dijo.

“Uno de los errores que había es que cuando se hablaba de violencia, se hablaba como si se repartiera igual en todo el país y la violencia está en puntos específicos.

”Nosotros, durante tres años, acompañamos a instituciones públicas a comunidades donde encontramos problemas de convivencia y factores de riesgo (...). Se trabajó con los jóvenes y se contuvieron manifestaciones de violencia como pandillas; las organizaciones sociales comunitarias promovieron actividades y recuperación de espacios públicos”, rescató Brenes.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Inteligencia de Policía bajó cifra epidémica de crímenes

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota