Acompañante de víctima fue trasladado en condición delicada a centro médico

 5 mayo, 2013

Un joven conductor murió ayer cuando perdió el control de su auto y chocó contra un camión, luego contra el portón de una vivienda y finalmente contra un poste del tendido eléctrico.

El accidente ocurrió a la 1:50 a. m., en Ipís de Goicoechea.

Las autoridades identificaron al fallecido como Luis Arturo Lorente Marenco, de 26 años.

El joven murió en el lugar del percance, mientras otro muchacho, quien viajaba en el asiento del acompañante, fue llevado en condición delicada por la Cruz Roja al Hospital Rafael Ángel Calderón Guardia, en San José.

El herido responde a los apellidos Pizarro Ramírez, de 23 años.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) informó de que el automóvil Nissan Sentra se dirigía de Guadalupe hacia Coronado y el camión en dirección contraria.

Gerardo Sánchez, vecino del lugar de los hechos, contó que el carro colisionó con la llanta del camión y luego contra el portón.

“El carro venía con exceso de velocidad para arriba (hacia Coronado). No sé como vino a dar con el portón y luego contra el poste. Arrancó la canasta para botar basura”, agregó Sánchez.

Las autoridades investigaban ayer las razones por las cuales el conductor del automóvil perdió el control de este.

Atropello mortal. En otro accidente mortal, un hombre, quien ayer en la tarde aún no había sido identificado por el Organismo de Investigación Judicial (OIJ), perdió la vida al ser atropellado por un autobús.

Este accidente ocurrió ayer a las 5:30 a. m. en las cercanías del cementerio de Desamparados.

El OIJ informó de que, al parecer, el ahora occiso, de edad entre 25 y 30 años, intentó asaltar a un individuo que caminaba por el sector; sin embargo, cuando trató de despojar al hombre de sus pertenencias, este se resistió al asalto y forcejeó con él.

En el enfrentamiento, ambos cayeron en la carretera y en ese momento el sujeto fue atropellado.

Tras realizar el levantamiento del cadáver, los agentes judiciales encontraron en el sitio del percance un arma de fuego calibre 38.

Las autoridades judiciales decomisaron el arma de fuego para determinar si la pistola se utilizó en el supuesto intento de asalto.