Se le acusó por colaborar con una red que usaba “burros” para llevar droga a Europa pasando por el Juan Santamaría

 13 marzo, 2013

San José (Redacción). Un hombre de apellido Solvalbarro, policía del Ministerio de Seguridad Pública, fue condenado a once años de prisión por haber cometido una infracción a la ley de psicotrópicos al ayudar a una red de narcotraficantes.

En esta causa el imputado era un agente de la Policía de Control de Droga (PCD), quien se desempeñaba como oficial de investigación en el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría.

Al funcionario se le investigó por colaborar con un grupo organizado que se dedicaba al tráfico internacional de drogas con destino final a Europa, a través de esa terminal aérea. De esta forma la organización presuntamente aseguraba que la salida de droga, fuera por la modalidad de transporte de carga o mediante el uso de personas conocidas como “burros” o “mulas”.