15 octubre, 2012

Washington. AFP. El número de personas que padecen de meningitis mortal en Estados Unidos, atribuido a un medicamento contaminado, se elevó a 205, según las últimas cifras de las autoridades sanitarias, que también dijeron que la cifra de muertos se mantenía en 15.

En total, este brote afectó a 14 estados. El mayor registro lo tiene Tennessee (sur) donde se contaron 53 casos y seis muertes, seguido de Michigan (norte) con 41 casos y Virginia (este) con 34.

Florida, Maryland, Minnesota, Nueva Jersey, Indiana, Carolina del Norte, Ohio, Idaho, Illinois, y en las últimas horas Texas han registrado igualmente casos.

Las autoridades sanitarias han notificado a más de 14.000 personas en 23 estados que pueden haber recibido dosis del esteroide contaminado. Sin embargo, podrían pasar semanas o incluso meses antes de que haya un recuento final de los casos, debido a que esta infección fúngica mortal tiene un largo periodo de incubación.

Este brote epidémico está vinculado a un esteroide que suele inyectarse en la columna vertebral para tratar el dolor de espalda.

Los síntomas más comunes de meningitis aparecen de una a cuatro semanas después de la inyección, pero en algunos casos pueden aparecer después de varios meses, según las autoridades sanitarias.

La meningitis fúngica es una infección poco frecuente y no transferible, que inflama las membranas que protegen el cerebro y la médula espinal.

Etiquetado como: