Víctima discutió con dos individuos que le dispararon a corta distancia

Por: Carlos Arguedas C. 30 diciembre, 2012
 El asesinato se produjo antenoche a las 11:30 en la entrada al precario Black Track, en Limón. | RAÚL CASCANTE GN
El asesinato se produjo antenoche a las 11:30 en la entrada al precario Black Track, en Limón. | RAÚL CASCANTE GN

Limón. Un menor de 17 años fue acribillado antenoche de 15 balazos en una aparente disputa por territorios para la venta de drogas.

El homicidio se produjo a las 11:30 p. m. en la entrada al precario Brack Track del barrio Los Lirios, en Limón, informaron el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) y la Fuerza Pública.

El fallecido era una persona conocida por las autoridades desde que tenía 13 años pues se involucró en problemas por la venta de estupefacientes y asaltos.

Con este llegan a 50 los homicidios perpetrados en el cantón central de Limón, durante este año.

Último caso. De acuerdo con el informe de la Policía Judicial, el asesinato del muchacho de 17 años se produjo luego de que sostuvo una discusión con otros individuos.

El altercado se produjo –según dijeron testigos a la Policía– porque el ahora fallecido, presuntamente, se estaba dedicando a vender drogas en zonas que están bajo control de otros individuos.

La discusión alcanzó tal violencia que hubo un intercambio de disparos en que el menor fue impactado en 15 ocasiones.

El OIJ informó de que presentaba orificios de ingreso de bala en la cabeza, espalda y el tórax . El joven murió en el sitio.

Agentes judiciales, al inspeccionar el lugar, recolectaron decenas de casquillos, todos de armas calibre nueve milímetros. Asimismo, en el lugar encontraron una pistola de ese mismo calibre que portaba el menor. Esa arma fue robada, según una denuncia que tiene el OIJ.

Erick Calderón, subjefe de la Fuerza Pública de Limón dijo que, por las evidencias localizadas en el lugar, así como por la versión de testigos, tiene claro que el asesinato se debe a pugnas por drogas.

Admitió que en Limón hay una alta tasa de homicidios, pero explicó que durante este año lograron determinar que ocho de cada 10 asesinatos son debido al narcotráfico. Los otros dos, dijo, fueron producto de asaltos o riñas por asuntos personales.

Calderón agregó que la cantidad de homicidios del año anterior en la provincia fue de 101 y que, según las cifras de este año, se espera que lleguen a 90, que todavía es una cantidad elevada.