16 abril, 2014

Las llamas se propagaron rápidamente por el local. | MARÍA SALAZAR.
Las llamas se propagaron rápidamente por el local. | MARÍA SALAZAR.

Naranjo. Un cortocircuito en una máquina causó un incendio que consumió casi en su totalidad a una mueblería.

El fuego se inició ayer, a eso de las 11:30 a. m. en un negocio llamado Barúa, ubicado en San Miguel de Naranjo, en Alajuela.

Josué Vargas, dueño del taller contó que él estaba fuera del lugar cuando lo alertaron.

“Cuando llegué, los trabajadores junto con los vecinos estaban apagando el fuego y sacando los muebles, la ayuda de los vecinos fue muy grande, porque la tubería del agua acá se había quemado”, dijo Vargas.

El empresario manifestó que, según los trabajadores, el fuego comenzó en el área donde se construyen los muebles.

Ricardo Torres, del Cuerpo de Bomberos, especificó que, en apariencia, una de las máquinas presentó un cortocircuito.

En el sitio se utilizan secadoras y extractores de aire. Torres indicó que el departamento de Ingeniería investigaba cuál de estos aparatos tuvo el problema.

Acción. Los empleados de la mueblería narraron que primero empezaron a apagar las llamas ellos mismos y luego actuaron los funcionarios de bomberos.

“Yo estaba decorando unos muebles y observé a mi compañero apagando el fuego, entonces me puse a  sacar los muebles” comentó el trabajador Jordi Abarca.

Los encargados del lugar también relataron que el negoció abrió hace aproximadamente un año y que nunca había sucedido un accidente similar.

Según las estimaciones que realizaron, la pérdida es de alrededor de ¢1 millón.

Etiquetado como: