Víctima llevaba a una bebé de cinco meses en brazos, la cual lanzó a un jardín

Por: Carlos Láscarez S. 30 mayo, 2014

La Unión. Un conductor, quien sufrió un infarto mientras conducía su vehículo, atropelló y mató ayer a una colegiala de 16 años, quien cargaba a una bebé de cinco meses, confirmó el Tránsito.

La tragedia ocurrió a las 4:10 p. m., 75 metros al este de la entrada principal del residencial Estancia Antigua, en San Rafael de La Unión de Cartago.

La víctima fue María de los Ángeles Guzmán Mora, quien cursaba el noveno año en el Colegio Técnico Profesional Mario Quirós Sasso y habitaba a 150 metros del sitio del accidente, afirmó su tía Ruth Martínez.

Guzmán cargaba en brazos a una sobrina de cinco meses, quien sufrió un golpe de consideración en la cabeza.

La bebé fue trasladada, de manera expedita, por la Cruz Roja de Tres Ríos hasta el Hospital Nacional de Niños, donde anoche permanecía bajo observación.

El chofer involucrado es un empresario de apellido Vargas, de 56 años, quien se desplazaba en un pick-up Toyota Hi Lux. Le efectuaron maniobras de resucitación durante 8 minutos y luego fue llevado al Calderón Guardia.

Luego de que atropelló a la adolescente, el vehículo avanzó 75 metros e impactó de costado un autobús de la empresa Lumaca, donde viajaban unas 25 personas con destino hacia San José.

El cuerpo de la colegial quedó en la entrada a la vivienda, luego de que fue atropellada por el ‘pick-up’, el cual luego avanzó 75 metros hasta colisionar contra un autobús de la compañía Lumaca. La Cruz Roja informó de que la adolescente presentaba lesiones de consideración en la cabeza. | MARIO ROJAS
El cuerpo de la colegial quedó en la entrada a la vivienda, luego de que fue atropellada por el ‘pick-up’, el cual luego avanzó 75 metros hasta colisionar contra un autobús de la compañía Lumaca. La Cruz Roja informó de que la adolescente presentaba lesiones de consideración en la cabeza. | MARIO ROJAS

Miguel Salazar Carballo, oficial de tránsito que atendió el atropello, aseguró que el conductor del automóvil perdió el control, embistió a dos personas y se estrelló contra el muro y portón metálico de una vivienda.

“La Cruz Roja dijo que el chofer tuvo un infarto y luego entró en un paro respiratorio. El vehículo estaba con toda la documentación en regla”, afirmó Salazar.

La testigo Lily Ramos Martínez, quien observó el accidente a escasos tres metros de distancia, aseguró que la colegial abrazó a la bebé para que no sufriera mayores lesiones, pese a que su acción le costó la vida.

“El carro se paró en dos llantas y luego se escuchó el golpe contra la casa. Ella (..) se dirigía hacia donde un familiar. A la bebé la lanzó para que cayera dentro de la casa”, afirmó Ramos.

Llorando. Auxiliadora Gómez Calderón, empleada doméstica que estaba en la vivienda, cuyo portón fue impactado por el vehículo, manifestó que al salir se topó con la bebé llorando en medio del jardín y el portón.

“La bebé lloraba mucho debido al golpe en la mollera. La muchacha caminaba por la acera y desde el inicio la vi muy mal. Quedó boca bajo y ensangrentada” aseguró aún sorprendida Gómez.

Ramos, quien integra el Comité Distrital de Emergencias de San Rafael de La Unión, afirmó que desde el año 2008 han interpuesto recursos de amparo con la finalidad de que se instale un puente peatonal o un semáforo en una intersección cercana; sin embargo, han sido rechazados por los magistrados y autoridades a cargo.