Los vecinos presumen que víctima se cayó, se golpeó con una piedra en la playa y, al subir la marea, se ahogó.

 23 junio, 2014
Cuerpo apareció esta mañana.
Cuerpo apareció esta mañana.

El cuerpo a medio enterrar del pescador Vicente Paúl López Aguilar, de 35 años, apareció esta mañana en la arena de Puerto Soley de La Cruz, Guanacaste.

López fue encontrado por otro pescador que iba a tomar la panga para la jornada de pesca en esta comunidad costera del norte del país.

"Casi estaba enterrado todo. De una vez vi que era Churro. Son ya más de 20 años de conocerlo", dijo Guillermo Umaña, quien agregó que casi nadie en el pueblo sabía el nombre de este nicaragüense, que llegó a Puerto Soley hace unos 30 años.

Lo vieron por última vez ayer en la tarde. Los lugareños creen que el hombre sufrió un golpe accidental. La marea casi lo entierra en su totalidad.

Hace cerca de dos años, López también llegó golpeado en la cara y en la frente a la casa, pues se golpeó con piedras en la playa.

El pescador consumía bebidas alcohólicas, según contaron las personas con las que vivía, y muy a menudo decidía irse a dormir al mar en su panga para escapar de los zancudos.

"Él no tenía familia; nosotros éramos la única familia que tenía", dijo Elmer Martínez, quien convivía con López y otras personas más en la casa de una familia que lo adoptó como un hijo hace más tres décadas.

Puerto Soley es una pequeña comunidad costera frente a la isla Bolaños, en el cantón guanacasteco de La Cruz. Casi la totalidad de los vecinos vive de la pesca.

"En son de broma nos decía Churro que si se moría, que lo enterráramos en la isla (Bolaños), pero bueno, es algo en lo que no lo podemos complacer, dijo Martínez.

Etiquetado como: