Sucesos

Deceso ocurrió en canchas del Colegio Mario Quirós, en La Unión

Colegial con soplo en el corazón fallece en mejenga

Actualizado el 11 de junio de 2014 a las 12:00 am

Compañeros le advirtieron al joven sobre riesgo de participar en juego

Cruz Roja le aplicó maniobras de resucitación durante 40 minutos

Sucesos

Colegial con soplo en el corazón fallece en mejenga

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

La Unión. Un colegial, quien padecía de un soplo en el corazón, falleció ayer de un paro respiratorio, mientras jugaba una mejenga con sus compañeros.

El hecho ocurrió a las 2:20 p. m., durante el receso entre las 2:10 p. m. y las 2:30 p. m., dijeron personeros del Colegio Técnico Profesional Mario Quirós Sasso, en San Diego de La Unión de Cartago.

El estudiante fue identificado como Marco González Rojas, de 19 años, quien cursaba el décimo año en la sección 10-17 y vivía en barrio San Vicente de La Unión.

Aunque tenía prohibido realizar actividades físicas, el alumno omitió su problema cardíaco y jugó una improvisada mejenga en una de las dos canchas multiuso, situada a la par del gimnasio.

Pese a la rápida acción de la Brigada de Emergencias del colegio, de la Cruz Roja de Tres Ríos y de una Unidad de Soporte de Montes de Oca, no fue posible reanimar a Marco González.

La Cruz Roja de Montes de Oca informó de que el joven trotaba en el planché de cemento y, al parecer, estaba masticando algo, lo que pudo haber influido en el fatal desenlace. Fue declarado como fallecido por la Cruz Roja, a las 3:15 p. m., confirmó la socorrista Patricia Lizano.

Juan Carlos Cordero Guerrero, coordinador técnico del Mario Quirós Sasso, aseguró que González formaba parte del sistema regular y de educación especial para 99 alumnos con necesidades especiales, que abarca desde de sétimo hasta quinto año.

“Era un alumno muy cooperador, de esos que uno llama superbuenos. Presentaba un retardo leve, que no le impedía llevar una vida normal. En su sección hay 12 alumnos. Hasta el uniforme portaba. Sus compañeros le advirtieron, minutos antes, de que no participara en nada”, dijo Cordero.

Agregó que producto de la emergencia fue necesario ampliar el área restricción, debido a la gran cantidad de estudiantes impactados por lo acontecido. No hubo nadie afectado por algún desmayo o crisis nerviosa. Debido al deceso, las clases fueron suspendidas ayer.

Óscar González, coordinador del Educación Especial del colegio, manifestó que González había sufrido, el año anterior, un problema similar, del cual había salido bien.

PUBLICIDAD

“En horas de la mañana estuvo tranquilo y hasta almorzó de buena forma. Sus compañeros le decían Pelón de cariño. La mamá le tenía prohibido realizar actividades, como mejenguear, por el soplo en su corazón”, relató González.

Su madre fue alertada, mientras le efectuaban maniobras de respiración cardiopulmonar al colegial. Posterior se presentaron al colegio un tío y el padre del joven, quienes fueron consolados por varios profesores en un área cercana a las canchas usadas para basquetbol, voleibol, balonmano y fútbol cinco.

El pasado 29 de mayo, la estudiante María de los Ángeles Guzmán Mora, quien cursaba el noveno año en la sección 9-5 del Colegio Mario Quirós Sasso, murió atropellada, en San Rafael de La Unión, por el chofer de un pick-up quien sufrió un infarto. Guzmán cargaba en brazos a una sobrina de 5 meses, la cual lanzó al corredor de una casa.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Colegial con soplo en el corazón fallece en mejenga

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Carlos Láscarez S.

clascarez@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Labora en Grupo Nación desde el año 2004.

Ver comentarios
Regresar a la nota