Sucesos

Caso de marihuana hidropónica en Santa Ana.

Empresarios condenados por producir droga en laboratorio

Actualizado el 08 de diciembre de 2012 a las 12:00 am

Dos implicados aceptaron el delito y Tribunal les impuso siete años de prisión

A otro sujeto que se encargaba de cuidar el lugar lo condenaron a 6 años

Sucesos

Empresarios condenados por producir droga en laboratorio

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Dos empresarios admitieron ser los dueños de un laboratorio de marihuana hidropónica en Santa Ana y, por ese delito, el Tribunal de Juicio de Pavas les impuso siete años de prisión.

La condena, que ya se encuentra firme, se dictó en un proceso abreviado (el cual no es público).

La oficina de prensa del Poder Judicial informó de que los sentenciados son de apellidos Soto, de 35 años, y Padilla, de 31.

En este mismo caso, los jueces también sentenciaron a un sujeto de apellido Rivera (cuya edad no fue posible confirmar) a seis años de cárcel. Este individuo, según la investigación policial, era el encargado de vigilar el laboratorio y de controlar que las plantas tuvieran la luz y el agua adecuadas.

Antecedente. El descubrimiento de este laboratorio de marihuana hidropónica se produjo el pasado 15 de mayo en una lujosa vivienda ubicada en Santa Ana.

En aquel momento, los agentes de la Sección de Estupefacientes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) decomisaron cinco sacos con 468 plantas de marihuana, 333 gramos de esa droga ya procesada y dos romanas digitales.

La Policía determinó que Rivera daba mantenimiento a las plantas y que Soto y Padilla eran los propietarios del laboratorio. Según la información judicial, estas dos personas fueron las que se encargaron de alquilar la casa en $800 mensuales y, en diversas ocasiones, los filmaron saliendo de la vivienda.

El valor del equipo del laboratorio se estimó en ¢5 millones.

La hidropónica o “cripy”, como también es conocida, es una sustancia cuya composición química es más potente, lo que permite que los productores cobren hasta ¢4.000 por cada puro.

Federico Campos, abogado de Soto, dijo que se aceptó el proceso abreviado luego de valorar objetivamente los hechos y las pruebas. “Los imputados estuvieron anuentes a afrontar las consecuencias del acto”, dijo.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Empresarios condenados por producir droga en laboratorio

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Carlos Arguedas C.

carguedasc@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos. Trabaja en La Nación desde el 2000 siempre en la cobertura de asuntos de Sucesos y Jurídicos.

Ver comentarios
Regresar a la nota