Sucesos

Tribunal de Goicoechea dictó sentencia

Chofer que mató a otro por pitarle irá 18 años a prisión

Actualizado el 06 de junio de 2013 a las 12:00 am

Crimen ocurrió en junio del 2011, en la noche, en San Pedro de Montes de Oca

Juezas dijeron que homicida actuó por impulso, y que lo que hizo fue ‘atroz’

Sucesos

Chofer que mató a otro por pitarle irá 18 años a prisión

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Un conductor de 24 años de edad pasará 18 años en prisión porque, en un momento de furia, mató de un balazo a otro chofer que le había sonado el pito.

La condena la dictó, este miércoles, el Tribunal Penal de Goicoechea. El sentenciado es Diego Andrés Solís Chacón.

El homicidio por el que se condenó a Solís ocurrió el 24 de junio del 2011, a eso de las 12:55 a. m., en San Pedro de Montes de Oca. La víctima fue el chofer Alejandro Chacón Marchena, quien tenía 23 años de edad.

Durante el juicio, el Tribunal determinó que Solís fue la persona que, esa noche, atravesó un Hyundai Elantra en la vía, y que esto hizo que Chacón, quien conducía un Hyundai Santa Fe, sonara la bocina de su vehículo.

Las juezas Mercedes Campos Núñez, Francini Quesada Salas y Susan Wittman Stengel dieron por probado que la respuesta de Solís fue agredir a balazos al otro chofer, incluso cuando este trató de irse del lugar.

“Hay instantes en la vida en que una persona puede tomar una decisión que le cambia la vida. La decisión que usted tomó en instantes, en segundos, no solo cambió la suya, sino la de una familia”, expresó la jueza Quesada.

“Por un impulso, usted realizó un acto que, para este Tribunal, es atroz, porque no había ningún tipo de provocación. Independientemente de que usted haya pedido perdón, este Tribunal considera que el arrepentimiento debe ser analizado en función de los hechos y el daño causado, y, en este caso, el hecho fue muy grave”, agregó la jueza.

El Tribunal explicó que, para llegar a las conclusiones, se analizaron videos de seguridad en los que se pudo observar el auto involucrado, así como parte de la ropa del imputado, la cual luego fue hallada en su vivienda.

También se decomisó el arma de fuego y se tuvo el testimonio de una testigo que estuvo en el lugar.

Solís también fue sentenciado al pago de ¢250 millones por daño moral y ¢700.000 por daño material.

Contra armas. Rubén Chacón, padre de la víctima y abogado querellante en la causa, dijo que espera que el caso sirva en la lucha contra las armas. “Las armas son un cáncer en la sociedad y nosotros estamos claros en que este caso debe ser un precedente y en que necesitamos paz en este país”, expresó.

PUBLICIDAD

María Zenobia Marchena, madre del joven fallecido, agradeció que se hiciera justicia. “Este muchacho (Solís) tal vez se arrepienta un día de lo que hizo”, manifestó.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Chofer que mató a otro por pitarle irá 18 años a prisión

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota