Sucesos

Pueblo Nuevo de Limón

Asesinado comerciante cuando dejó su hija en escuela

Actualizado el 30 de octubre de 2012 a las 12:00 am

Víctima recibió cinco balazos y murió poco después de ingresar al hospital

Autoridades presumen que los homicidas usaron un arma AK-47

Sucesos

Asesinado comerciante cuando dejó su hija en escuela

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         El homicidio se produjo ayer, a las 7:45 a. m., frente a las instalaciones del Centro Educativo Bautista, en Pueblo Nuevo. | JESSICA SALAZAR.
ampliar
El homicidio se produjo ayer, a las 7:45 a. m., frente a las instalaciones del Centro Educativo Bautista, en Pueblo Nuevo. | JESSICA SALAZAR.

Limón. Un comerciante fue asesinado ayer de, al menos, cinco balazos cuando se dirigía hacia su automóvil después de haber dejado a una hija en la escuela.

El ataque se produjo a las 7:45 a. m., frente al Centro Educativo Bautista, en Las Brisas, en Pueblo Nuevo de Limón.

Tanto el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) como la Fuerza Pública identificaron a la víctima como Delmar Javier Michel Reid, de 35 años.

Michel era conocido como Bobo Shanty. Con ese nombre se identifica la licorera que el fallecido tenía cerca del puente del barrio Cieneguita.

Según las autoridades, la víctima fue investigada por hechos delictivos en los años 1999 y 2000, pero nunca recibió ninguna condena.

Michel era padre de cinco hijos en edades de entre 1 y 13 años.

Lo esperaron. Erick Calderón, subjefe de la Fuerza Pública de Limón, dijo que el homicidio se produjo cuando Michel caminaba hacia su automóvil, un Nissan Sentra beis, que tenía estacionado cerca del portón de la escuela.

Al parecer, un sujeto bajó de otro carro parqueado cerca, en el que estaban tres individuos más, y le disparó varias veces.

Michel recibió cinco balazos, otros quedaron en el carro y en el muro de la escuela.

La Policía Judicial señaló que el comerciante, tras ser herido, corrió unos 100 metros y se desplomó.

Michel fue trasladado en un vehículo particular al Hospital Tony Facio, donde falleció poco después de ingresar.

Las autoridades presumen que en el ataque los sujetos usaron un arma AK-47.

Este homicidio se produjo a un kilómetro y medio de donde, el pasado viernes, mataron a un joven apellidado Clayton, de 24 años, conocido como Yunito.

En esa ocasión, los homicidas dispararon 34 veces contra un Toyota Fortuner, donde viajaban Clayton y un muchacho de 17 años, que también resultó herido de bala y permanece en el hospital.

Durante la tarde de ese viernes, agentes judiciales allanaron la casa de un joven de apellido Picado, también en Pueblo Nuevo, donde decomisaron una ametralladora PPS-43 y un fusil M16, que son considerados armas de guerra.

Picado, de 18 años, fue detenido, pero el domingo quedó en libertad con medidas cautelares.

PUBLICIDAD

Para la Policía Judicial, esas armas fueron usadas en siete homicidios durante este año. Se trata de la matanza de cuatro hombres el pasado 22 de julio en playa Piuta; el asesinato de otro hombre, el 24 de agosto, en Corales 2, y un doble homicidio ocurrido, el 25 de setiembre, cerca del puente sobre el río Hondo en Siquirres.

El OIJ envió las armas al laboratorio de balística en San Joaquín de Flores, Heredia, para establecer o descartar la relación.

  • Comparta este artículo
Sucesos

Asesinado comerciante cuando dejó su hija en escuela

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota