El cargador se encuentra en la Uruca y representa el compromiso de las marcas con el ambiente

Por: Neyssa Calvo 9 febrero
En el lanzamiento estuvieron representantes de Gobierno, de Red Motors y de la Compañía Nacional de Fuerza y Luz.
En el lanzamiento estuvieron representantes de Gobierno, de Red Motors y de la Compañía Nacional de Fuerza y Luz.

BMW inauguró la primera estación de recarga eléctrica pública del país, en sus instalaciones de la Uruca.

Para concretar la idea se hizo una alianza entre la marca y la Compañía Nacional de Fuerza y Luz (CNFL) con vistas a dar accesibilidad y comodidad a los usuarios de vehículos de bajo impacto ecológico en el país.

De esta forma, la marca de automotores fortalece el proyecto BMWi y su compromiso con el ambiente.

La electrolinera podrá ser utilizada por vehículos eléctricos de cualquier marca y sin costo durante dos años, como parte de la alianza entre empresas públicas y privadas, llamada ConectaVE.

"Nuestro país tiene una matriz eléctrica con más de 99% de electricidad producida a partir de energías limpias. Este es otro buen paso, de una empresa visionaria, hacia la meta de carbono neutralidad de Costa Rica en 2021 y hacia la reducción de nuestra dependencia de los hidrocarburos", enfatiza Roy Guzmán, director de Estrategia y Desarrollo de Negocios de la CNFL.

La primera electrolinera pública gratuita de carga lenta es un donativo de Red Motors como parte de su responsabilidad con esta temática.

Se suma a las dos ya existentes en las sucursales BMW de Escazú y de Pinares.

La idea de la compañía es fortalecer las acciones para reducir emisiones de carbono, incentivar el uso de energías limpias e impulsar alternativas de movilidad vehicular sustentable, destaca Rossella Mirabelli, directora de Mercadeo Red Motors.

Ella añade que BMW siente responsabilidad por apoyar el cuidado del ambiente para pensar en un futuro beneficioso para el mundo.

"En la realidad de nuestro país, el sector de transporte genera el 34% del total de las emisiones, siendo este porcentaje el 64% de emisiones de CO2", dice Mirabelli.

En 2014, Costa Rica consumió $2.105 millones en combustibles fósiles, pero el gasto en energía eléctrica proviene de un 98% de energías renovables, lo cual nos coloca a la vanguardia en el mundo. De ahí, el interés tanto de BMW como de CNFL por mejorar la calidad de vida de los costarricenses mediante acciones a favor de la sustentabilidad y del ambiente.

Mirabelli resalta que se trabajó de manera muy cercana con proveedores de gran categoría y prestigio para que el producto de electrolineras públicas que se ofrece sea de gran calidad.

Según destaca, el proyecto a futuro de la marca es abrir 10 electrolineras más en la Gran Área Metropolitana.

Contacto

Teléfono 2547- 5000

Facebook: BMW Costa Rica