21 octubre, 2012

“Decían que si uno daba un beso quedaba embarazada. En la escuela, ese era el temor de todas las chiquillas. Yo me fui dando cuenta de que no era así en primer año de colegio. Hasta ese entonces, no me atrevía a dar un solo beso”.