12 junio, 2014

Sete Lagoas, Brasil. AFP. Pese a que el hotel de concentración del equipo en el Mundial de está en un entorno natural rodeado de vacas y bueyes, Luis Suárez, Diego Forlán y compañía comerán carne con sello nacional: 200 kilogramos fueron enviados ayer desde Uruguay al hotel JN Resort de Sete Lagoas, en Belo Horizonte.

Rodrigo Muñoz y Jorge Fucile en el hotel JN Resort. | EFE
Rodrigo Muñoz y Jorge Fucile en el hotel JN Resort. | EFE

El cocinero Aldo Cauteruccio tendrá a su disposición 100 kilogramos de lomo, 50 de bife ancho y 50 de bife angosto. Todo ello fruto de un acuerdo entre el Instituto Nacional de Carne (INAC) y la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), con el que se pretende promocionar la carne nacional.

Seguramente gran parte de la carne de Marca País enviada tendrá como destino los tradicionales asados que acompañan las concentraciones del equipo en las grandes citas deportivas, especialmente después de un partido y cuando falten unos días para el siguiente desafío.

Las parrilladas son uno de los momentos preferidos de los jugadores en cada concentración. Durante Sudáfrica 2010, Forlán colgó un vídeo tras la victoria ante los anfitriones, en la que se veía al chef Cauteruccio y el festín de los jugadores charrúas.