Por: David Goldberg J. 6 julio, 2014

dgoldbergnacion.com

Después de concluir el partido entre Holanda y Costa Rica, en el que detuvo cuanto disparo le llegó y fue, sin lugar a dudas, el culpable de que la Tricolor llegara a los penales, Keylor Navas superó al alemán, Manuel Neuer, como el portero de más paradas en el Mundial.

Fueron solo minutos para que la página oficial de la FIFA destacara la figura del tico, el de los ángeles en los postes, el que cada minuto que pasa crece más.

Según el sitio electrónico, Navas sumó hasta ayer 21 paradas, tres más que el germano, quien este martes se enfrentará a Brasil en las semifinales.

Navas no es solo atajadas, ya que ayer fue elegido el mejor jugador del encuentro, honor que recibió en tres ocasiones: ante Inglaterra, Grecia y esta ante los holandeses.

Dos goles, cinco partidos, tres trofeos, ¿un sueño para usted?

Estoy agradecidísimo con Dios, creo que venir a un Mundial era un sueño de todos desde niños.

“Lo cumplimos luchando contra viento y marea; en los pronósticos nadie daba nada por nosotros, pero le demostramos al mundo que en Costa Rica hay talento y nos sentimos orgullosos del trabajo que realizamos como equipo.

Estuvo cerca en varios penales, ¿tocó alguno o sintió que le podía llegar a algún disparo?

Es complicado, creo que los penales son difíciles de parar, aunque uno siempre quiere y lo intenta, dí mi vida en cada penal. Lamentablemente, no pude parar ninguno hoy (ayer); hoy tenemos que estar orgullosos de ser costarricenses y disfrutar de este Mundial que nos dio muchísimas alegrías.

Imagen sin titulo - GN
Imagen sin titulo - GN

Llamó la atención el hecho de que ninguno lloró tras el juego.

Los compañeros saben que dimos todo, ninguno se guardó nada en ningún momento. Nunca pensamos que nos íbamos a guardar algo para estar más tiempo o para lo que fuera.

“Todos tenemos la conciencia muy tranquila, aunque es obvio que uno se siente súpermal. Sí hay lágrimas, pero son de que pudimos haber pasado y tuvimos la oportunidad supercerca, pero al final todos nos vamos muy agradecidos con Dios de haber disfrutar de un Mundial, que creo que era un sueño desde hace mucho tiempo para todos en la Selección”.

Ahora queda esperar unos días a ver si consigue el trofeo de Guante de Oro (del Mundial). Con tres trofeos de mejor jugador del partido, es una gran posibilidad.

Creo que uno trabaja para intentar grandes cosas, sería un sueño para mí (el Guante de Oro), ojalá que algún día lo pueda lograr; ahora hay que esperar.

El portero holandés habló mucho con sus compañeros antes de los penales, ¿eso molestó?

No; a lo mejor algunos ni le entendían, solo veían a alguien haciendo muecas. Creo que al final hizo un buen trabajo, paró los penales que tenía que parar y pudieron ganarnos de esa forma.

¿Cuál debe ser la herencia después de este papel en Brasil?

Hay que seguir trabajando como lo hemos hecho hasta ahora. Todos nos unimos en los momentos complicados, hay que estar fuertes. Esto fue un privilegio.