Por: David Goldberg J. 18 junio, 2014

Santos, Brasil. Los jugadores costarricenses apuestan a que el fuerte calor de Recife se convierta en otra arma más para vencer a Italia el próximo viernes.

Durante los últimos días, el tema se tocó en del camerino y hoy llegó hasta la rueda de prensa

“No es un secreto. Se ha venido hablando del clima pesado para los europeos. Lo caliente no nos va a sorprender”, expresó el volante Christian Bolaños.

“He escuchado lo que los italianos vienen hablando. Esas cosas externas se toman en cuenta ya que pueden hasta cambiar la idea de juego. Quizás tengan hasta que replegarse más para regularse físicamente”, añadió.

Christian Bolaños habló del calor ante la prensa. | CARLOS BORBÓN
Christian Bolaños habló del calor ante la prensa. | CARLOS BORBÓN

En los cinco últimos días, Recife no registró menos de 27 grados centígrados y según el Meteorológico, no lo hará hasta el domingo. La Azzurra , antes de venir a Brasil, se concentró en Florencia, pero ahí el termómetro tuvo una media de 23 grados centígrados.

Además, ya acumularon el desgaste de jugar en la amazónica Manaos, la sede más caliente y húmeda del Mundial.

“El partido va a ser diferente al de Uruguay. Ellos no salieron jugando y por ratos regalaron la pelota. Este va a ser más intenso. La hora y principalmente el clima van a ser importantes. Lo bueno es que el equipo trabajó muy bien la parte física”, dijo Cubero.

El volante se refirió al campamento en Proyecto Gol, donde, bajo el abrasador sol de San Rafael, estuvieron 15 días.