A pesar de quedar fuera del Mundial 2014, los jugadores de la Selección Nacional resaltaron que la unión en el equipo marcó el camino tricolor

Por: Fiorella Masís 5 julio, 2014
Los jugadores de Costa Rica durante la tanda de penales ante Holanda. La unión la mostraron en cada momento del Mundial.
Los jugadores de Costa Rica durante la tanda de penales ante Holanda. La unión la mostraron en cada momento del Mundial.

Redacción

El éxito de Costa Rica en el Mundial Brasil 2014 tiene varias razones, pero una de las principales fue la unión de grupo, coinciden los jugadores tras la eliminación en manos de Holanda.

"Muchas cosas hicieron la diferencia, pero este grupo se unió bastante, cuenta también la experiencia. Ahora van a haber más jugadores ticos en el exterior (...). Creo que la gente tiene que estar orgullosa, nos vamos con la frente en alto porque dejamos todo en la cancha", dijo el volante Christian Bolaños.

Por su parte, Michael Umaña resaltó que se siente muy orgulloso de todos sus compañeros por lo que lograron en Brasil.

"Estos 25 guerreros se merecen todos los aplausos del mundo, este grupo es fenomenal, la unión, los deseos de trascender, de ver esa bandera en lo más alto nos motivaron. Después de tanto maltrato, porque la verdad fuimos irrespetados, queríamos poner a Costa Rica en lo más alto", comentó el defensor nacional.

Celso Borges también señaló que esta selección pudo derribar barreras mentales que antes detenían a otros conjuntos.

"El equipo logró por lo menos derribar una barrera mental, de poder jugarle a grandes nombres, a grandes equipos de tú a tú, conociendo nuestras capacidades. El gran logro de este mundial fue darnos cuenta que otros equipos no son alienígenas. Son buenos jugadores, pero se pueden vencer", mencionó el volante.