El técnico colombiano aseguró que le da miedo si existe corrupción en el arbitraje

 24 julio, 2015
El colombiano Jorge Luis Pinto, con desazón evidente, durante el partido que su selección, Honduras, perdió por la mínima frente a Haití. El resultado sacó a la H de la Copa Oro. | CORTESÍA DIARIO DIEZ DE HONDURAS
El colombiano Jorge Luis Pinto, con desazón evidente, durante el partido que su selección, Honduras, perdió por la mínima frente a Haití. El resultado sacó a la H de la Copa Oro. | CORTESÍA DIARIO DIEZ DE HONDURAS

Tegucigalpa

El entrenador de Honduras, el colombiano Jorge Luis Pinto, dijo este viernes que le tiene "miedo" a malos árbitros como los vistos en la Copa Oro que se celebra en Estados Unidos, donde las selecciones de Costa Rica y Panamá fueron afectadas.

"Dios nos ampare, que no haya mano negra. A eso sí le tengo miedo, pero si son errores técnicos, de fallas de observación o aplicación de reglamento, con eso se tiene un camino viable, lo otro es difícil", dijo a periodistas el estratega de la selección hondureña.

Pinto ha sido contratado por la Federación Nacional Autónoma de Fútbol de Honduras (FENAFUTH) para que busque la clasificación al Mundial de Rusia 2018.

No nos podemos quedar en la crisis ni agrandarla. Hay que buscar soluciones, hacer correcciones en arbitrajes y buscar cuáles son los que deben pitar estos partidos, siento que el de Estados Unidos me parecía inexperto", dijo en relación a Mark Geiger, del juego entre México y Panamá.

El técnico sudamericano subrayó que si no se encuentran soluciones en el área de la Concacaf (Confederación Norte, Centroamérica y el Caribe de Fútbol), hay que buscar "en otros lados".

"Pienso que son más importantes las soluciones internas, lo que sí es que se deben tomar decisiones y sanciones porque lo que se dio no está bien para el fútbol", enfatizó.

El árbitro estadounidense Mark Geiger sancionó dos penales inexistentes a favor de México en el partido que se impuso a Panamá por 2-1 en la Copa Oro.

El desempeño de Geiger ha provocado indignación y duras críticas en medios de prensa en diversos países que calificaron el arbitraje de Geiger como un "robo" y han criticado con dureza a la Concacaf, a la que además acusan de favorecer siempre en la Copa Oro a México y Estados Unidos.