Entrenador teutón destacó el trabajo de su defensa, mientras que Didier Deschamps, estratega de Francia, sostuvo que en tiendas galas hay “frustración”.

 4 julio, 2014
Bastian Schweinsteiger (7), Andre Schuerrle (9) y Matthias Ginter celebran la victoria de Alemania 1-0 ante Francia, resultado que le da el pase a las semifinales.
Bastian Schweinsteiger (7), Andre Schuerrle (9) y Matthias Ginter celebran la victoria de Alemania 1-0 ante Francia, resultado que le da el pase a las semifinales.

Río de Janeiro

El seleccionador de Alemania, Joachim Löw, se mostró muy satisfecho con la clasificación del equipo para las semifinales del Mundial Brasil 2014, con una victoria 1-0 sobre Francia este viernes en cuartos de final, y afirmó que la Mannschaft puede llegar “más lejos”.

“Estar en semifinales es ya un buen resultado. Si seguimos a este nivel, podemos buscar llegar todavía más lejos. El equipo es sólido, tiene estabilidad y hoy todos los jugadores han remado en la misma dirección”, afirmó Löw en la conferencia de prensa posterior al partido en el estadio Maracaná de Río de Janeiro.

Sobre el once que piensa utilizar en semifinales, el técnico germano prefirió no adelantar ningún detalle, ni confirmar si se parece mucho o poco al utilizado este viernes ante los franceses.

“No lo sé. Voy a ver cómo se recuperan los jugadores. Tenemos que analizar el tiempo de recuperación que necesita cada uno y ya decidiremos”, respondió el timonel teutón.

Löw destacó el buen trabajo de las defensas de los dos equipos este viernes, especialmente el de la suya para controlar bien al goleador de los Bleus, Karim Benzema, que no pudo marcar, topándose una y otra vez con un atentísimo Mats Hummels, figura del partido gracias también a su gol.

Experiencia. Por su parte, el seleccionador francés, Didier Deschamps, destacó la “experiencia” de Alemania para explicar la derrota de su equipo y dijo sentir “frustración”.

“La diferencia es que nos enfrentamos a un equipo con más experiencia, que marcó su gol al inicio del partido. Nosotros tuvimos un inicio un poco tímido y luego tuvimos muchas ocasiones, muchas situaciones, pero el rival mostró más eficacia”, explicó el seleccionador galo.

“Había mucha tristeza y frustración en el vestuario, pero no pude levantar ese sentimiento en los jugadores, porque yo también lo tengo. Hay que sacar las cosas positivas y seguir con la misma ambición. Siento orgullo de haber llegado hasta ahí con ellos, agregó Deschamps.