Catrachos saben que la presión les puede jugar una mala pasada pero confían en que ser locales les dé la ventaja

Por: José Fernando Araya N., Diego Ureña S. 9 octubre, 2013

San Pedro Sula, Honduras y Redacción.

Los hondureños entrenaron este miércoles a las 4 p. m. | LUIS NAVARRO.
Los hondureños entrenaron este miércoles a las 4 p. m. | LUIS NAVARRO.

Los jugadores de la selección de fútbol de Honduras advirtieron del peligro que hay en una Costa Rica que ya tiene su clasificación, y que arriba a San Pedro Sula sin la presión que tienen ellos por llegar a Brasil 2014.

Admiten que esto les puede complicar el juego, porque ellos son los que tienen que buscar el resultado.

“Tenemos que ser consientes que una selección que no tenga nada que perder puede ser más peligrosa. Costa Rica si pierde le da igual, por eso va a ser un partido más difícil”, expresó el cataracho Arnold Peralta.

Para sobrellevar esa presión, los locales esperan sacar provecho del Estadio Monumental, y de la madurez de gran parte de su selección, que ya asistió al mundial anterior en el 2010.

“Lo importante es que tenemos jugadores muy maduros, lo hemos demostrado en todo el proceso y confiamos en el trabajo realizado para sacar los tres puntos”, manifestó el defensor Juan Carlos García.

A pesar de la tranquilidad que puedan tener los ticos, Honduras no cree que lleguen a regalar el partido.

Ellos están clasificados, pero creo que no vienen con esa mentalidad, creo que vienen a derrotar a Honduras, a dejarnos fuera”, dijo Peralta.

Los catrachos ya completaron su plantel este miércoles con la llegada de Johnny Leverón y ya solo esperan la llegada de los costarricenses para el juego del próximo viernes a las 3 p. m.