29 junio, 2014

Río de Janeiro AFP El técnico José Pekerman, quien clasificó a Cololmbia por primera vez a cuartos de final, toma su próximo duelo ante Brasil con mucha cautela.

El argentino, estratega de la selección cafetera, afirmó que no se puede hablar de favoritos para el partido de la próxima semana entre Brasil y Colombia, por los cuartos de final del Mundial.

“No podemos hablar de favoritos, pero entendamos que es un partido nuevo. Es un partido en que los dos equipos tienen atributos para jugar bien”, aseguró el técnico suramericano.

Pekerman, sin embargo, afirmó que Colombia siempre va a respetar a Brasil por tratarse de un gran equipo, con buenos jugadores, una gran historia y que está consiguiendo superar los problemas que ha enfrentado hasta ahora en el Mundial, incluyendo el difícil partido contra Chile, que se tuvo que decidir en los penales

“Brasil va a estar a su altura, tuvo un partido difícil pero ganar genera mucha confianza. Por eso se puede esperar (en cuartos) un partido de mucha tensión pero de buen nivel técnico, por la actitud de los dos equipos. Puede ser un partido de goles, de buen juego, y eso le va a hacer bien al Mundial. Eso va hacer disfrutar a la gente que esta viendo el Mundial”, afirmó el timonel.

Pekerman afirmó que Brasil y Colombia son selecciones que tienen gusto por manejar bien el balón, por jugar técnicamente, por promover rotaciones, por hacer regates y por hacer buenas salidas con el balón.

Colombianos en la Fuente de la Hispanidad. | DIANA MÉNDEZ.
Colombianos en la Fuente de la Hispanidad. | DIANA MÉNDEZ.

“En este nivel hay muchas situaciones que se equilibran y por eso hay que tener a los jugadores concentrados, con su rol muy claros y no regalar espacios. A veces un equipo con mucho potencial que no encuentra el resultado y tiene necesidad de ganar, no puede jugar brillantemente”, aseguró al anticipar parte de su estrategia para el partido de cuartos.

El entrenador agregó que Colombia no puede ser visto como una sorpresa en el Mundial debido a que realizó una gran eliminatoria sudamericana, con resultados históricos y con muchos goles.