“El Barco Pirata” se coló con un penal en el tiempo extra y un gol diferencia de menos 2

Por: Johan Umaña V. 25 junio, 2014
Ayer, Grecia vivió en Fortaleza su momento más alegre en mundiales al derrotar en el tiempo adicional a Costa de Marfil con un gol de penal. | AP
Ayer, Grecia vivió en Fortaleza su momento más alegre en mundiales al derrotar en el tiempo adicional a Costa de Marfil con un gol de penal. | AP

El cuarto partido de los octavos de final del Mundial enfrentará a dos selecciones que viven la cita brasileña como un sueño. Por un lado, Costa Rica, por el otro Grecia, que clasificó por primera vez en su historia a la segunda fase.

Lo hizo con mucho sufrimiento y varias dudas. Apenas dos goles, uno de ellos por medio de un dudoso penal, le dieron el boleto a la selección apodada “El Barco Pirata”.

Grecia solo ha asistido a dos mundiales antes de esta edición.

En Estados Unidos 1994 no marcó ni un solo tanto y se fue apabullada por Argentina (0-4), Bulgaria (0-4) y Nigeria (0-2).

En 2010 repitió casi los mismos rivales y, como ahora, solo anotó dos goles. Se los hizo a Nigeria (2-1), pero quedó en blanco con Corea del Sur (0-2) y Argentina (0-2).

A la fecha, hay 10 equipos que ya sellaron su avance en Brasil 2014 (Argentina y Bélgica lo hicieron en dos juegos). Los griegos son los únicos en esa lista que debutará en la segunda fase de un Mundial.

Grecia es la primera selección del D. T. Fernando Santos. | EFE
Grecia es la primera selección del D. T. Fernando Santos. | EFE
Fernando Santos: “Tenemos tiempo de pensar en el partido de Costa Rica. Vamos a estudiarlos, reflexionar. Hay que tener mucho cuidado, han terminado primeros del 'Grupo de la Muerte”

También, es la selección clasificada, ya con tres partidos, que menos goles ha hecho y empata con Uruguay como la que más goles ha recibido, con cuatro tantos.

Un página dorada. Un extraño acontecimiento cambió la historia de Grecia y la reubicó en el firmamento del fútbol. Fue cuando, contra todos los pronósticos, ganó la Eurocopa de Portugal 2004.

Esa fue apenas la segunda vez que los helénicos clasificaron a la gran cita continental y poco les importó para marcar una leyenda.

El capitán Giorgos Karagounis, de 37 años, y el suplente Konstantinos Katsoraunis, de 35, son los únicos nexos que persisten entre aquel insigne campeón griego y el equipo que ahora juega en Brasil.

Tampoco el estilo ha prevalecido a lo largo de esta década.

Aquella Grecia de 2004 era comandada por el alemán Otto Rehhagel y solo sabía de defensiva.

Hoy, bajo las órdenes del portugués Fernando Santos, se trata de un equipo ordenado pero más suelto al ataque. Si bien es escaso de figuras y se atiene al juego de conjunto como su principal arma.

Además, fue creciendo en el avanzar del torneo. Inició siendo humillada por Colombia (0-3); salvó un empate (0-0) con un hombre menos ante Japón, y a Costa de Marfil le pegó varias bolas en el palo antes de que llegara el penal para el definitivo triunfo por 2-1.

Grecia llegará al partido ante Costa Rica, el domingo a las 2 p. m., con un lastre a cuestas y es que en el juego ante los africanos debió sustituir a dos de sus jugadores por lesión en los primeros 25 minutos. Se trata del atacante Panagiotis Kone y el portero Orestis Karnezis.