Futbolista de la Selección de Uruguay fue sancionado por morder el hombro del defensa italiano Giorgio Chiellini

 26 junio, 2014
El mordisco de Luis Suárez le ha dado la vuelta al mundo y las personas aprovechan de todo para hacer mofa por lo sucedido en el partido Italia-Uruguay.
El mordisco de Luis Suárez le ha dado la vuelta al mundo y las personas aprovechan de todo para hacer mofa por lo sucedido en el partido Italia-Uruguay.

São Paulo (AFP).

La alemana Adidas suspendió cualquier actividad de marketing durante el Mundial de Brasil con el delantero uruguayo Luis Suárez, sancionado severamente este jueves por la FIFA por morder a un rival italiano, informó la firma.

"No aceptamos el reciente comportamiento de Luis Suárez y vamos a recordarle los altos patrones que esperamos de nuestros jugadores. No tenemos ningún plan para usar a Suárez en cualquier otra actividad de marketing durante la Copa del Mundo de la FIFA 2014", señaló la breve nota.

"Adidas apoya plenamente la decisión de la FIFA", insistió el comunicado de la marca.

El jugador fue suspendido por nueve partidos oficiales de su selección y cuatro meses de cualquier actividad relacionada con el fútbol, en una sanción inédita de la FIFA por un incidente entre jugadores.

La marca alemana de ropa deportiva es patrocinadora personal de Suárez.

La responsable de prensa en São Paulo de Adidas, Mariana Ramos, explicó que el jugador de la Celeste debía estar presente en cualquier actividad de promoción de la marca durante el campeonato, pero a partir de ahora no se le considerará.

"Los planes futuros, para después de la Copa, serán revisados una vez que termine el torneo", añadió.

El incidente se produjo el martes pasado en el minuto 80 del partido Italia-Uruguay (0-1) que se jugó en la ciudad de Natal (noreste de Brasil) cuando ambas selecciones luchaban por un cupo en los octavos de final. En algunas imágenes de televisión, se ve al jugador del Liverpool acercarse por detrás y morder el hombro del defensa italiano Giorgio Chiellini.

El árbitro no vio la acción, pero la FIFA recordó en un comunicado en la misma noche del martes que su comisión de disciplina tiene potestad para sancionar infracciones que no hayan sido vistas por el árbitro.

Es la tercera vez que Suárez muerde a un rival durante un partido, tras hacerlo en el 2010 en la liga holandesa, cuando fue sancionado con una suspensión de siete partidos, y en abril del 2013 en la Premier League, una ocasión en la que fue castigado durante 10 encuentros.