Falta de regularidad, dos descensos, una lesión seria y el crecimiento de Azofeifa y Guzmán han hecho tambalear a quien fuese pieza clave en Brasil 2014. Él se niega a perder protagonismo y confía en recuperar su puesto

Por: José Pablo Alfaro Rojas 6 junio
Yeltsin Tejeda, durante la práctica de este martes en el Proyecto Gol de la Fedefútbol.
Yeltsin Tejeda, durante la práctica de este martes en el Proyecto Gol de la Fedefútbol.

Proyecto Gol, San Rafael de Alajuela

Dos descensos, dos equipos, una lesión grave y muchos minutos en el banquillo marcan la travesía de Yeltsin Tejeda en Europa, que incluso con altibajos se niega a alejarse de la Sele, y menos a la idea de perderse Rusia 2018.

Apodado el Pulseador, el volante de contención cayó desde el olimpo mundialista, pues recién finalizada la cita de Brasil 2014 se presagiaba su pronta consolidación en el Viejo Continente, pero le sucedió lo contrario. Fiel a su sobrenombre, le ha tocado "pulsearla" para jugar en sus clubes y, sobre todo, para seguir en la Nacional.

Al repunte de Rándall Azofeifa y David Guzmán se suma la evolución de Celso Borges, cada vez más completo en sus funciones de distribuir, marcar y llevar los tiempos de juego. A Machillo le ha bastado en algunas ocasiones con utilizar solo al volante del Deportivo, pese al buen rendimiento de sus otros hombres en el puesto.

La tarea de Yeltsin se vuelve titánica. Debe competir contra jugadores con más regularidad y en una posición de versatilidad absoluta dentro del esquema de Óscar Ramírez.

Yeltsin Tejeda toma una fotografía con su celular, previo al inicio del entrenamiento de este martes en el Proyecto Gol.
Yeltsin Tejeda toma una fotografía con su celular, previo al inicio del entrenamiento de este martes en el Proyecto Gol.

"Ha sido difícil. Yo quise ir a Europa, escogí triunfar allá y han habido momentos más difíciles que otros. Pienso que el fútbol no es nada fácil, uno tiene que luchar y no bajar la cabeza", aseguró Tejeda.

Por ahora se sostiene fuerte en las nóminas. También se niega a pensar en que irá al banquillo en los duelos frente a Panamá (este jueves) y Trinidad y Tobago (13 de junio). Por el contrario, pelea por recuperar el que hasta hace tres años fue su puesto, cuando era el amo y señor de la zona de recuperación de la Tricolor.

Llega a la Nacional después de disputar 11 partidos con su equipo el Lausanne Sport de Suiza, en donde tuvo un inicio tibio debido a una dolencia muscular, pero luego empezó a jugar con más frecuencia.

Yeltsin asegura que en su paso por Europa se ha visto obligado a mejorar en distintas facetas para convertirse en un futbolista más completo, y de paso recibir la oportunidad de jugar en sus clubes.

Yeltsin Tejeda conversa con Christian Bolaños, mientras se dirige a la cancha para empezar la práctica de este miércoles.
Yeltsin Tejeda conversa con Christian Bolaños, mientras se dirige a la cancha para empezar la práctica de este miércoles.

En su anterior escuadra, el Evian de Francia, le insistieron mucho en que tuviera mejor salida con balón y certeza para asegurar el pase en corto. En este último aspecto es en el que cree que más ha mejorado.

"Técnicamente he mejorado bastante. Antes marcaba mucho, pero al dar el balón me costaba. Ahora intento tener el pase listo, darlo lo mejor posible, y no perder pelotas de esas que parecen fáciles", agregó.

Tejeda, oriundo de Limón, ha jugado dos partidos en esta ruta mundialista. Se perdió la cuadrangular por una lesión, pero regresó para disputar los cotejos ante Estados Unidos (4-0) y Honduras (1-1) por la hexagonal.

La competencia directa del futbolista es fuerte. Azofeifa viene de ser elegido como el mejor del torneo local, luego de la obtención del título con el Herediano. En la carrera florense por llegar a la final, el volante se convirtió en una pieza clave para que los rojiamarillos ganaran la cuadrangular y vencieran a la S en la pugna por el título.

Guzmán firmó con el Portland Timbers de la MLS y de inmediato se ganó un espacio en el once titular. Acumula 13 compromisos como estelar. Los tres coinciden en un aspecto: Tienen al menos un mundial menor encima.

"He ganado mucha experiencia en Europa. Muchos me han enseñado pero otros han querido que yo agache la cabeza y eso es lo que no debo hacer", concluyó Tejeda.