El presidente de la entidad, Rodolfo Villalobos, informó que se tiene estimada una ganancia de ¢230 millones, con lo que alcanza para cubrir los gastos que se tienen por alquilar el reducto de La Sabana.

Por: Ferlin Fuentes 8 septiembre, 2015
El ambiente en las afueras del Estadio Nacional comienza a calentar previo al juego frente a Uruguay.
El ambiente en las afueras del Estadio Nacional comienza a calentar previo al juego frente a Uruguay.

La Sabana

La Federación Costarricense de Fútbol dio a conocer que se vendieron cerca de 22.000 boletos para el partido entre la Selección Nacional y Uruguay.

La Federación Costarricense de Fútbol dio a conocer que se vendieron cerca de 22 mil boletos para el partido entre la Selección Nacional y Uruguay.

Solo en el día de ayer se lograron colocar cerca de 6.000 tiquetes, ya que durante la semana anterior el ambiente fue frío.

El presidente de la entidad, Rodolfo Villalobos, informó de que se tiene estimado un ingreso de ¢230 millones, con lo que alcanza para cubrir los gastos de la organización del fogueo ante los charrúas.

“La verdad es que quedo contento y satisfecho. Al final, el tico siempre responde; nos hubiera gustado tener el estadio lleno, pero tampoco me voy a quejar, siento que se tendrá una bonita cantidad de gente en las graderías”, declaró Villalobos.

El jerarca añadió que todavía no definen si el partido ante el combinado de Sudáfrica se llevará a cabo en el Nacional o en el Estadio Ricardo Saprissa.

La nueva gramilla natural de la casa del Saprissa hizo que los federativos se plantearan el regreso de la Selección al escenario donde le hizo frente a las eliminatorias rumbo a Francia 1998, Corea y Japón 2002 y Alemania 2006.

“Vamos a analizarlo. Tenemos una reunión mañana (hoy) para tomar la decisión definitiva, pero el Saprissa continúa siendo una opción”, agregó.

El cotejo ante los sudafricanos será el 8 de octubre.

De esta forma, la Tricolor continúa sin llenar la Joya en un fogueo. La última vez que este escenario se vio a reventar fue en un amistoso frente a Argentina en marzo del 2011, en la semana de inauguración del escenario.

Uruguay se unió a rivales como España, Brasil y Paraguay, entre otros, que no pudieron generar la suficiente ilusión en la afición costarricense.

Una situación diferente fue en la hexagonal, ya que en cinco cotejos del proceso a Brasil 2014, la afición llenó el estadio.