Rafael Vargas y Rodolfo Villalobos no saben en dónde está el presidente de la Fedefútbol en este momento

 27 mayo, 2015

Redacción

Con total incentidumbre viven los dirigentes ticos Rodolfo Villalobos y Rafael Vargas la supuesta detención del jerarca de la Fedefútbol, Eduardo Li, y varios funcionarios de la FIFA, en el marco de una investigación por corrupción.

Varios dirigentes del órgano de gobierno del fútbol a nivel internacional, la FIFA, fueron detenidos hoy en Suiza a petición de la Justicia estadounidense.
Varios dirigentes del órgano de gobierno del fútbol a nivel internacional, la FIFA, fueron detenidos hoy en Suiza a petición de la Justicia estadounidense.

Ambos jerarcas se encuentran en Suiza, pero los tomó por sorpresa la noticia.

Según el diario New York Times, las autoridades suizas comenzaron una operación extraordinaria el miércoles por la madrugada, en Suiza, para detener a algunos altos jerarcas del fútbol y extraditarlos a Estados Unidos bajo cargos federales de corrupción.

Dentro de los nombres que menciona el artículo se encuentran Eduardo Li, Jeffrey Webb, Eugenio Figueredo, Jack Warner, Julio Rocha, Costas Takkas, Rafael Esquivel, José María Marín y Nicolás Leoz; no obstante, La Nación no ha podido constatar el arresto de Li.

Según el secretario general de la Fedefútbol, Rafael Vargas, quien se encuentra en Suiza, el ambiente está muy confuso y la mayoría de gente está muy hermética por lo sucedido.

Además, el funcionario reconoce que aparentemente algo sucedió con Li, aunque por el momento no tiene mayor información.

"Parece que algo sucedió con Eduardo Li, pero no sé que es. Me acaban de llamar y voy al hotel (en dónde está instalado). Estoy tratando de averiguar dónde está", comentó Vargas, vía WhatsApp, a este medio.

De igual manera, Rodolfo Villalobos, tesorero de la Fedefútbol, dice que no tiene idea de qué es lo que está pasando con Li.

"Estamos en eso, pero no entendemos qué pasa", dijo el jerarca, en un mensaje enviado por Facebook.

Mientras tanto, Bryan Jiménez, presidente de la Federación Guatemalteca de Fútbol, dijo a La Nación que la supuesta detención de los dirigentes se produjo en un hotel en el que solo están instalados los altos jerarcas de FIFA, llamado Baur au Lac, en Zúrich.

Jiménez afirma que el martes por la tarde conversó con el dirigente nacional sobre temas relacionados al fútbol; dice que nunca imaginó que se diera una acusación semejante a esta.

También afirma que el ambiente que se vive en Suiza en este momento es muy convulso.

"El día de ayer saludé a Eduardo Li cuando entró al congreso. Conversamos sobre un posible fogueo de las selecciones Sub 23 de Costa Rica y Guatemala, pero nada más. Luego de eso no lo he visto más y realmente no sé dónde está en este momento", añadió Jiménez.