Por: Kenneth Hernández Cerdas 27 mayo, 2016
La Sele se entrenó ayer en el Ricardo Saprissa. | GRACIELA SOLÍS
La Sele se entrenó ayer en el Ricardo Saprissa. | GRACIELA SOLÍS

El partido que disputará Costa Rica ante Venezuela, esta noche, aún no calentó a la afición que tradicionalmente agota las entradas antes de tiempo.

De acuerdo con el último corte hecho por la Federación Costarricense de Fútbol, ayer, a las 5 de la tarde, solo se habían vendido 14.500 tiquetes. Eso significa el 46% del aforo del Estadio Nacional, sede del compromiso.

Rafael Fello Vargas, secretario federativo, indicó a La Nación que la ausencia del portero Keylor Navas no es una razón que haya enfriado a quienes suelen asistir con regularidad a los partidos de la Mayor.

“Son circunstancias del momento. Estuvo mucho tiempo hablándose de la final (del campeonato) y creo que la gente esperó a lo último, porque en los últimos tres días se vendieron casi 7. 000 entradas”, reveló.

Como referencia, la última vez que la Tricolor disputó un amistoso en el país fue contra Sudáfrica, en octubre pasado. Un día antes de ese juego no quedaban entradas.

Para el duelo con los sudafricanos, la Fedefútbol vendió un total de 31.541 boletos. Cifras muy similares registró en los partidos eliminatorios contra Haití (31.819) y Jamaica (31.832) camino al Mundial Rusia 2018.

El encuentro de hoy ante la Vinotinto (8 p. m.) servirá de fogueo de cara a la Copa América Centenario que comenzará el viernes 3 de junio.

Colaboró José Pablo Alfaro

Etiquetado como: