Volante asegura que ahora disfruta de detalles que antes dejaba pasar y no esconde que sueña con ir a otro Mundial

Por: Cristian Brenes 31 agosto, 2016

A sus 32 años Christian Bolaños ve como un gran privilegio estar con la Selección buscando un nuevo boleto a un Mundial y reconoce que son pocos los futbolistas que pueden despedirse jugando a un alto nivel con la Tricolor.

El volante tiene claro que afronta su última eliminatoria y por ende atesora hasta el más mínimo detalle, incluso aquellos rutinarios que antes dejaba pasar y hasta les restaba importancia.

Desde el primer momento en el que se levanta, se prepara, desayuna y convive con sus compañeros, hasta cuando salta a la cancha para entrenar, camina por los diferentes lugares del Proyecto Gol o tiene sus ratos de esparcimiento en los momentos libres. Todo suma y queda en la memoria del experimentado jugador, quien no quiere perderse de absolutamente nada.

"Ahora veo detalles que antes no notaba y que tal vez por juventud o inexperiencia uno dejaba pasar. Esta es especial y diferente porque es mi última y por eso trato de disfrutarla al máximo", apuntó.

Bolaños, quien estuvo en los últimos tres procesos y acumula dos Copas del Mundo (Alemania 2006 y Brasil 2014) sueña con ponerle la cereza a su carrera con la Nacional en Rusia 2018, aunque es realista y sabe que si la Tricolor avanza tendrá que estar en muy buen nivel en ese momento para ser tomando en cuenta.

Pese a esto la ilusión está en el jugador del Vancouver Whitecaps y apuesta a su experiencia para seguir siendo llamado y ponerse la roja en momentos en los que la competencia es ardua.

"Doy mi mayor esfuerzo para ayudar a la Selección en lo que se pueda, ya sea de titular o de relevo. Sería bonito ir a un tercer Mundial. Hablo con mis compañeros de acá, les digo que iré paso y solo daré todo. Tengo la fe de que clasifiquemos y ojalá pueda estar ahí", añadió.

Christian sigue siendo una carta importante para Óscar Ramírez y ya sea de estelar o suplente goza de minutos con el Macho, pese a las diferentes opciones con las que cuenta el estratega en este puesto.

Esta situación motiva al futbolistas, quien dice estar enfocado en amarrar el boleto a la hexagonal ante Haití el próximo viernes a las 6 p. m. La Sele necesita un punto para avanzar.

"La cancha, el clima y que el rival ya no juegue a nada condiciona, pero la mentalidad es ir agresivos y amarrar la clasificación a como de lugar", concluyó Bolaños.