Los expertos de este organismo han estudiado la estructura del Astana, comprobaron que en su seno conviven dos estructuras, una de Kazajistán y otra italiana

 27 febrero, 2015

París

El italiano Vincenzo Nibali levanta su brazo derecho en señal de victoria en la segunda etapa del Tour de Francia.
El italiano Vincenzo Nibali levanta su brazo derecho en señal de victoria en la segunda etapa del Tour de Francia.

El equipo Astana, en el que milita el ganador del pasado Tour de Francia Vincenzo Nibali, puede perder su licencia "proTour" a petición de la Unión Ciclista Internacional (UCI) , lo que le dejaría fuera de las más importantes carreras del calendario, según informa hoy el diario L'Équipe.

El rotativo asegura que la UCI solicitó a la comisión de licencias que retire la que concedió a la formación de Kazajistán, tras recibir las conclusiones de la investigación sobre el dispositivo antidopaje en el seno del equipo dirigido por Alexandr Vinokurov.

Encargado al Instituto de Ciencias del Deporte de la Universidad de Lausana, el informe no despeja las dudas sobre el compromiso en la lucha contra el dopaje del Astana, en cuyo seno se han revelado hasta cinco casos de dopaje desde septiembre pasado, los hermanos Valentin e Igor Iglinskiy, Ilya Davidenkov, Viktor Okishev y Artur Fedosseyev.

El equipo recibió la licencia "proTour" el pasado 4 de diciembre al considerar la comisión que tres de esos casos, los de Davidenkov, Okishev y Fedosseyev, habían tenido lugar en su filial de formación, pero condicionó esta decisión a que el equipo se sometiera a una auditoría de la Universidad de Lausana.

Los expertos de este organismo han estudiado la estructura del Astana, comprobaron que en su seno conviven dos estructuras, una de Kazajistán y otra italiana, entorno a Nibali, y que "entre el discurso de los dirigentes de Astana y la realidad hay una gran diferencia", según L'Équipe.

Por ese motivo, la UCI pidió a la comisión de licencias que retire la de Astana, algo que es posible gracias a la reforma de la reglamentación que permite excluir a los equipos en cuyo seno haya habido dos positivos en el transcurso de doce meses.

La comisión debe reunirse "en los próximos días", según L'Équipe y, si finalmente decide apartar al Astana, la formación puede recurrir ante el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS), como hiciera el año pasado el Katusha.

Esta instancia puede decidir una suspensión provisional de la exclusión, lo que permitiría a los portadores del maillot azul competir en la primera parte de la temporada.

En el caso de que se confirme la retirada, los corredores quedarán libres de firmar contrato con otros equipos, lo que puede permitir a Nibali defender su vitoria en el Tour con otro maillot, siempre que alguno de los equipos "ProTour" o invitados esté dispuesto a pagar su salario que ronda los 3 millones de euros por temporada.

Etiquetado como: