Deportista salió a las 10 a. m. hora de Costa Rica y espera cubrir la distancia en unas 20 horas.

 1 agosto, 2013
Benjamin Schiller Friberg pretende superar los 170 kilómetros entre La Habana y Cayo Hueso, en el sur de Florida.
Benjamin Schiller Friberg pretende superar los 170 kilómetros entre La Habana y Cayo Hueso, en el sur de Florida.

La Habana

Un estadounidense de 35 años inició hoy jueves el cruce desde Cuba a Estados Unidos remando parado sobre una tabla, en un intento por lograr una marca personal y promover la “paz, el amor y la amistad” entre dos países distanciados por causas políticas.

“Este viaje es para promover la paz, el amor y la amistad de los pueblos entre Cuba y Estados Unidos, así como un estilo de vida saludable”, dijo Benjamin Schiller Friberg a periodistas antes de iniciar su travesía en la Marina Hemingway, un club de yates del oeste de La Habana, hacia el mediodía (10 a. m. hora de Costa Rica).

Friberg, de Chattanooga, Tennessee (sureste de Estados Unidos), dijo que espera cubrir en unas 20 horas el trayecto de 170 kilómetros entre La Habana y Cayo Hueso, en el sur de Florida, desafiando al viento y a la temida corriente del Golfo de México, en la que abundan los tiburones.

“No estoy seguro (de cuánto tiempo tomará el cruce), depende de los desafíos que encuentre, las olas, el viento, la corriente, todas las variables” que pueden influir, dijo Friberg.

Este es el primer intento de cruzar el Estrecho de Florida remando sobre una tabla, un deporte llamado paddleboarding.

En los últimos dos años tres nadadoras han intentado cubrir el mismo trayecto a nado, pero abandonaron su travesía por diversas causas, entre ellas los ataques de medusas.