Quintana ocupó la segunda casilla en la general de la ronda gala. Además fue campeón en la categoría de montaña y jóvenes.

 13 agosto, 2013

Bogotá, Colombia

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, impuso hoy la Orden de Boyacá, máxima condecoración del país, al ciclista Nairo Quintana, tras el subcampeonato del Tour de Francia.

La ceremonia se realizó en la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo, donde estuvieron presentes políticos y viejas glorias del ciclismo colombiano como el campeón de la Vuelta a España en 1987, Lucho Herrera; Santiago Botero, Fabio Parra y Martín Rodríguez.

Quintana, de 23 años, regresó hoy a Colombia tras su destacada actuación en la ronda gala y fue recibido por una multitud que lo ovacionó en el aeropuerto de Bogotá.

Luego el pedalista de Movistar Team se montó en una caravana y recorrió la Avenida El Dorado, que une al aeropuerto con el centro de la ciudad, y llegó hasta la Casa de Nariño donde el mandatario Santos esperaba al deportista para imponerle la condecoración.

El joven ciclista también recibió el premio como el mejor en la montaña y como el campeón de los jóvenes. Con su actuación se convirtió en la mayor hazaña conseguida por un latinoamericano en el Tour de Francia.