Organización decidió quitar parte de ese ascenso para hacerla más rápida

Por: José Luis Rodríguez C. 11 marzo, 2015

Con tal de darle más velocidad y menos sufrimiento a los participantes, la Media Maratón del Estadio Nacional tendrá este año una ruta con menos ascenso.

Según el mapa de la competencia para esta segunda edición que será el 29 de marzo, la prueba no contará con cuatro kilómetros de ascenso en el bulevar de Rohrmoser, uno de los sitios más “temidos” por muchos de los atletas.

La eliminación de gran parte del bulevar se compensó con extender la competencia hacia el este de la capital, precisamente hasta el barrio chino.

“Los cambios se dan por recomendación del agrimensor de la IAAF (Federación Internacional de Asociaciones de Atletismo) que vino a certificar la ruta. Él nos solicitó que no quedara un ascenso tan largo”, expresó Rodolfo Villalobos, de la organización.

El nuevo trazo, según Villalobos, no llegará hasta la Embajada de EE. UU. y de ahí al triángulo de Rohmoser, desde donde comenzaba una subida que se hacía eterna.

“Otra recomendación de Javier Noriega (agrimensor mexicano) fue que se eliminara la parte que atravesaba La Sabana, ya que no se pueden certificar rutas que tengan lastre”, añadió.

El organizador comentó que la salida de la carrera, que además de la media maratón (21 kilómetros) tendrá 10 km, es a las 6 a. m.

“Tenemos 2.000 inscripciones a la venta; es el número máximo que queremos para ofrecer un mejor servicio antes, durante y después de la prueba”, indicó.

Villalobos señaló que a las 9 a. m. se realizarán carreras para niños en la pista del Nacional.

Los de uno a tres años corren 25 metros, de tres a cuatro, 50, de cinco a seis, 100, de siete a ocho, 200, de nueve a 10, 300, y de 10 a 11 años 400; todas las distancias son recomendadas por un fisiólogo.

infografia