Carmelo Anthony y Nueva York retoman fuerza con marcador contundente: 105-79

Por: Johan Umaña V. 8 mayo, 2013

Carmelo Anthony volvió a romper las redes y con 32 puntos y nueve rebotes guió la venganza de Nueva York en la paliza por 105-79.

El alero estrella de los Knicks encontró apenas ayuda en los 15 puntos de Iman Shumpert y los 14 de Raymond Felton.

Los Pacers no pudieron amarrar la ofensiva local como lo hicieron en el primer juego de la serie, en el que ganaron en la Gran Manzana robando así la ventaja de localía.

También volvieron a decaer en uno de sus grandes pecados: la apatía en el ataque. Paul George fue el mejor en puntos, con 20 unidades, al tiempo que Roy Hibbert se lució al bajar 12 rebotes.

A pesar del contundente marcador, es temprano para que los Knicks celebren pues aún deben ir a Indiana a ganar al menos un partido si quieren recuperar la ventaja en la semifinal de conferencia.

En otro juego de anoche, Kevin Durant estuvo muy cerca del triple-doble: impresionantes números de 36 puntos, 11 rebotes y nueve asistencias no le alcanzó para vencer a los Grizzlies de Menphis.

De esta manera, el Thunder de Oklahoma City perdió en casa, por marcador de 99 a 93, y confirmó que no es el mismo equipo sin el lesionado base Russel Westbrook.

Al equipo que una vez fue favorito del Oeste le espera una serie difícil, después de ganar el primer juego de la serie con un milagro de Durant y sufrir para mantenerse cerca anoche.

Rey a escena. Los Bulls de Chicago dieron la sorpresa al ganar el primer juego de la serie ante el campeón, el Heat de Miami.

Por eso LeBron James y compañía tienen que salir a matar hoy en casa y reinvindicarse como los grandes favoritos para conquistarlo todo este año en la NBA.

No será fácil, los Bulls han demostrado tener el corazón más grande de los equipos que sobrevivieron a la temporada, pese a sus cuantiosas lesiones y a la permanente ausencia de su basquetbolista estrella, Derrick Rose.

El pronóstico es que esta serie se prolongará por mucho y para el Heat será muy difícil retomar la ventaja de localía.

También juegan los Spurs ante los inspirados Warriors.