Por: Juan José Herrera Ch. 28 mayo, 2014

Una comunicación de la Radio Vuelta emitida por la organización del Giro de Italia y dirigida a los directores de carrera, llenó de polémica el triunfo de Nairo Quintana en la etapa 16.

La información, transmitida en italiano, anunciaba la neutralización de la carrera en el descenso del Stelvio (el puerto más alto del día ubicado al kilómetro 70 de recorrido), una medida de precaución para “evitar tomar grandes riesgos” y que obligaba a los ciclistas a “evitar ataques en descenso y mantener posiciones”.

El colombiano Nairo Quintana se convirtió el martes en el nuevo portador de la camiseta rosa de líder, luego de una demostración de fortaleza. | EFE
El colombiano Nairo Quintana se convirtió el martes en el nuevo portador de la camiseta rosa de líder, luego de una demostración de fortaleza. | EFE

El anuncio permitió ver a algunos corredores detenerse para arroparse del frío, mientras que hubo otros como los punteros del Europcar y el propio Quintana que no aminoraron su marcha, una movida inteligente pues la neutralización finalmente nunca pasó.

“Urán pierde el Giro por los organizadores. La situación sería muy diferente sin el error de comunicación. Ahora están tratando de fingir que no lo comunicó”, se lamentó el director del Omega Pharma Patrick Lefevre.

La organización, que también hizo el anuncio por Twitter, posteriormente se disculpó por esa misma vía por “la mala información”.

“En ningún momento fue un ataque bajando ni escuché nada, no entiendo por qué tanta polémica”, se justificó Quintana. Con información de biciclismo y AFP.