El año pasado conquistó dos preseas de plata en ruta, así que esta vez, el pedalista consiguió su revancha

Por: José Luis Rodríguez C. 12 julio, 2015
Kevin Rivera fue el mejor en el MTB de los Juegos Nacionales.
Kevin Rivera fue el mejor en el MTB de los Juegos Nacionales.

La Vega, Florencia

Mientras las gotas de sudor se combinaban con el barro que bajan por su cara, Kevin Rivera respiraba y respondía las preguntas.

Para él, el escenario resultaba inusual: grabadora al frente y una cámara hacíéndole fotos, muy diferente al lugar típico de sus mañanas, allá en Pacayas, donde labora como agricultor.

Esta vez no tenía papas en sus toscas manos, sino oro, una pequeña pero brillante medalla de 300 gramos, cultivada, como en el campo, con paciencia y sudor.

"El año pasado gané dos medallas de plata en ruta, así que esta es mi revancha... uno tiene que perseverar y ganarse las cosas, como dicen, "a huevo", para sobresalir", dijo Rivera mientras se quitaba el lodo de la boca.

La historia de empeño de Rivera, de "cachetes" rojos y hablar sencillo, propios de la zona montañosa donde habita con sus padres, comenzó a los 10 años, cuando salió de sexto para irse al campo".

"No pude seguir estudiando por problemas de dinero, tengo que ayudar en la casa, trabajo en San Blas, por Pacayas, ahí sembramos yuca y zanahoria".

Mientras Kevin "gasta" sus manos en la tierra, su papá, José Luis Rivera, se gana la vida como jardinero; la madre, María de los Ángeles Serrano, es ama de casa.

"Creo que cuando a una persona le cuestan las cosas cada vez se hace más fuerte y luego le gana a todos, pienso que a un ciclista que todo se lo dan, va a creer que ser bueno se puede comprar, pero no es así".

Tal convicción fue la que llevó a Kevin a tomar la punta de la carrera hoy desde que el juez dio la salida en el circuito de competencia ubicado en La Vega, localidad de Florencia, San Carlos.

Fueron dos vueltas, y en ambas el de Pacayas lideró hasta cerrar con tiempo de 19:31:40 minutos, dejándole la presea de plata a José Salazar, de Barva, con 20:00:92, y la de bronce a José Vargas, Belén, 20:42:68.

"Fue una carrera dura, al principio fui suave para ver las partes técnica, pero ya después me sentí bien y apreté (aceleró)", comentó el agricultor que sacó oro de la tierra, no papas.