El presidente del CON, asegura que la meta eran 32 medallas

 29 noviembre, 2014
Jefny Anderson intenta una canasta ante los mexicanos Adam Parada y Marco Ramos. Lo observa el base tico Carlos Quesada. México derrotó a Costa Rica y se dejó la sexta plaza del baloncesto. | MELISSA FERNÁNDEZ
Jefny Anderson intenta una canasta ante los mexicanos Adam Parada y Marco Ramos. Lo observa el base tico Carlos Quesada. México derrotó a Costa Rica y se dejó la sexta plaza del baloncesto. | MELISSA FERNÁNDEZ

Veracruz. Mañana llegarán a su fin los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz, y Costa Rica no está ni a la mitad de la meta que el Comité Olímpico Nacional (CON) se trazó.

Aunque en un principio el objetivo principal era superar lo que se hizo en la edición de 1993 en Ponce, Puerto Rico, cuando nuestro país tuvo su máxima cosecha de medallas (27), las proyecciones del CON indicaban que se podían alcanzar entre 32 y 35 metales en México.

Sin embargo, los ticos se ubican en el duodécimo lugar del medallero con 14 preseas: 1 de oro, 3 de plata y 10 de bronce.

“Sin duda no se han cumplido las expectativas que teníamos nosotros, habíamos apuntado a una meta muy alta pero alcanzable. Traíamos atletas con nivel para lograr de 32 a 35 medallas, sin embargo, han sido factores muy diferentes por los que no se ha logrado”, dijo Henry Núñez, presidente del CON.

Para el jerarca hubo atletas que no cumplieron con la expectativa y no llegaron con el nivel que debían tener, pero aclara que fueron pocos los casos.

“Otros no alcanzaron la meta por circunstancias normales del deporte, se perdieron algunas medallas por una diferencia mínima en puntuación o tiempo, o algunas por arbitrajes cuestionables, porque el mismo deporte es subjetivo, son muchas circunstancias”, explicó Núñez.

Aunque el presidente no quiso entrar a detallar cuáles deportes habían fallado, se sabe que el taekwondo, judo, boxeo, boliche, fútbol masculino y atletismo no cumplieron con lo esperado.

“Cuando regresemos al país, y en cuestión de diez días, vamos a hacer un análisis con todo nuestro equipo metodológico, pero además con los entrenadores y las federaciones para definir puntualmente deporte por deporte las razones por las que se cumplieron o no las diferentes expectativas”, puntualizó.

El equipo masculino de kata (karate) consiguió el único oro que la delegación tica tiene hasta el momento. No obstante, en otros cuatro deportes también se esperaba una presea dorada.

Nery no defraudó. Según Henry Núñez, para él lo que sucedió con el velocista Nery Brenes no fue ninguna sorpresa, pues en el Comité Olímpico Nacional no contemplaban que hiciera podio.

El atleta limonense se clasificó a la final de los 400 metros, pero quedó en el último lugar.

“Nery no era un atleta del que esperáramos que ganara oro como hace cuatro años (Mayagüez 2010) por el rendimiento que tuvo en el año. Creíamos que tenía algunas opciones de que peleara por un bronce, pero más que eso no”, finalizó el jerarca.