El joven de Los Guido dice que lo han llamado para ofrecerle comida, dinero e implementos

Por: José Luis Rodríguez C. 10 julio, 2015

Santa Clara, San Carlos.

Conmovidas por la historia de Daniel Villegas, el atleta al que le falta la comida y que corre hasta 30 kilómetros diarios para llegar a entrenar balonmano, muchas personas de todo el país han mostrado sus ganas de ayudar al joven y a su familia.

Según Villegas, quien juega para el equipo de balonmano de Desamparados en los Juegos Nacionales Zona Norte 2015, desde el jueves por la tarde, cuando este medio dio a conocer su historia, gran cantidad de personas le han llamado a él y su entrenador, Junior Mata, para darle una mano.

"Gracias a Dios mucha gente ha respondido y le han salido oportunidades de trabajo a mi mamá (Yorleny Mayorga) y mi hermano (Bryan) para podernos mantener, mi mamá me llamó en la mañana muy feliz y me dijo que dos personas la habían llamado para ella y mi hermano", dijo Villegas.

"En mi caso la gente me ofrece ayuda con lo que sea: implementos para hacer deporte, dinero, comida, trato de ser lo más humilde posible y les doy las gracias", añadió el deportista esta mañana de viernes dentro de las instalaciones del TEC de Santa Clara, donde se hospedan los equipos de balonmano.

Ante la avalancha de ayuda, Junior Mata, entrenador de Villegas y allegado a su familia, indicó que quieren ser lo más responsables con lo que su pupilo reciba.

"Gracias a Dios mucha gente ha respondido y le han salido oportunidades de trabajo a mi mamá (Yorleny Mayorga) y mi hermano (Bryan) para podernos mantener, mi mamá me llamó en la mañana muy feliz", Daniel Villegas

La figura de Mata aparece debido a que Daniel lo considera como un papá, ya que el propio entrenador le lleva comida y meriendas cuando no tiene nada que comer durante el día.

"Quiero que nos sentemos la mamá, Daniel, Bryan y yo para ver como podemos administrar los recursos que vengan, sea mucho, o poco, para tratar de hacerlo eficientemente y así responderle a la gente por este gesto tan bonito; ayer me acosté a las 2 a. m. leyendo los comentarios de la gente y esto es muy positivo, cuando pasa algo así uno siente mucha responsabilidad de no fallar a tan buena ayuda", comentó Mata.

El entrenador agregó que ahora que Daniel va a tener comida hasta tres veces al día, él podrá ayudarle a ser mejor jugador, ya que cuenta con condiciones innatas extraordinarias, pero le falta fuerza.

"Podré hacer algo que siempre soñé, uno como graduado en ciencias del deporte entiende que un atleta puede rendir siempre que tenga con qué rendir, siempre he creido que si él (Villegas) tuviera esos recursos (comida) su rendimiento sería otro y el beneficiado sería el país, ya que es seleccionado mayor apenas a los 18 años".

Mata quiso dejar claro que el país debe volver la cara a sitios como Los Guido, donde vive Daniel, "pues hay tenemos miles como Daniel que también necesitan ayuda".