La marca ‘A’ es requisito con la intención de que nadie quede último

Por: Fanny Tayver Marín 15 marzo, 2015
La única medalla que obtuvo Costa Rica en la última edición de los Juegos Panamericanos (Guadalajara 2011) fue el oro de Nery Brenes. | AFP
La única medalla que obtuvo Costa Rica en la última edición de los Juegos Panamericanos (Guadalajara 2011) fue el oro de Nery Brenes. | AFP

Más que cantidad, el Comité Olímpico Nacional (CON) proyecta llevar atletas de calidad a los próximos Juegos Panamericanos de Toronto, que se disputarán del 10 al 26 de julio.

La medida se adoptó luego de que el deporte tico se quedó corto en el medallero de los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz , donde cosechó un oro, tres platas y 11 bronces.

El presidente del CON, Henry Núñez, estima que si dependiera del sistema de clasificación, Costa Rica tendría unos 90 atletas con la visa segura para ir a Canadá, a la tercera parada del ciclo olímpico.

“Nos hemos estado reuniendo con las federaciones y les hemos indicado que no es solo clasificar, estamos exigiendo que vayan atletas grandes por decirlo de alguna manera o ya élites, que deben dar un resultado específico”, expresó Henry Núñez en entrevista con La Nación .

Esas palabras significan que nadie irá de paseo a Toronto .

“Si es élite se pedirá que opte por medalla o que termine entre los primeros cinco lugares y si son atletas júnior, de proyección, pues que tengan probabilidades de quedar entre las finales”, destacó el jerarca.

Antecedente. Hace cuatro años, el país acudió a los Juegos Panamericanos de Guadalajara con 88 atletas (44 de cada género) y la única medalla que se conquistó fue el oro del velocista Nery Brenes en los 400 metros planos.

De acuerdo a las nuevas exigencias del CON a los atletas y en vista de que este año se aplicó una fuerte reducción al presupuesto, Núñez revela que de los 90 deportistas que ya han hecho algún tipo de marca para Panamericanos, o están por lograrla, “la lista se va a ver reducida”.

Para este año, el Gobierno solamente le asignó una partida de ¢1.000 millones al CON y le dio la directriz de que use ese dinero exclusivamente en la preparación y la participación en los Panamericanos de Toronto.

Con ese panorama, crece la exigencia hacia los atletas.

“Hay ejemplos como el de Gabriela Traña, le vamos a pedir tiempos proyectados a ganar medalla y no a quedar en las últimas posiciones. Si da esos tiempos en un evento avalado por la Federación Internacional de Atletismo (IAAF, por sus siglas en inglés), irá”, advirtió Núñez.

La fondista nacional ahora tendrá que buscar el tiempo que le está solicitando el CON.

“Uno como atleta quiere ir una vez que hace la marca que pide la organización. Sin embargo, si un país quiere resultados, debe exigir más en cada proceso”, reconoció Gabriela Traña.

La maratonista alajuelense añadió que si a los deportistas que integran la élite nacional no se les exige, no van a mejorar.

“Mi opinión es que si queremos avanzar, así debe ser, por injusto que uno como atleta lo pueda sentir, pero es como un examen de admisión, no todos ingresan, no todos pasan, no todos están”, afirmó Gabriela Traña.

Por su parte, el especialista de los 400 metros vallas, Gerald Drummond, también considera como un acierto que el CON se soque la faja y exija mejoría.

“Me parece bien porque lo que quieren es que los atletas élite tengan mejor rendimiento para subir el nivel en todos los deportes. Yo sí estoy bien con mi marca, a los que les están pidiendo una marca más fuerte en atletismo es a Nery Brenes, Sharolyn Scott, César Lizano y Gabriela Traña”, aclaró Gerald Drummond.

El CON tomó otras medidas. Si el atletismo aprueba que César Lizano vaya a Toronto, no habrá problema; al igual que si el MTB selecciona a Paolo Montoya.

“Como le dieron prioridad a otros eventos y no fueron a los Centroamericanos y del Caribe, a pesar de que los apoyamos económicamente, esta vez no invertiremos en ellos”, dijo Núñez.

infografia