Por: Steven Oviedo 25 mayo
LeBron James fue la figura de los Cavaliers ante Boston. | AFP
LeBron James fue la figura de los Cavaliers ante Boston. | AFP

Los Cleveland Cavaliers jugarán la final de la NBA por tercer año consecutivo, tras eliminar, a los Boston Celtics en cinco juegos.

Cleveland se impuso en el quinto juego de la serie por marcador de 135-102, en un duelo en el que nunca estuvo por debajo en el marcador.

La diferencia entre estos dos equipos fue enorme, ya que los Cavaliers llegaron a tener una ventaja de 39 puntos y a la mitad del partido ya habían anotado 75 unidades.

Los Cavaliers terminan la serie con marca de 4-1 y en esta postemporada solo cayeron en un partido, precisamente ante los Boston Celtics.

LeBron James tuvo una gran noche con 35 unidades, bajó ocho rebotes y dio ocho asistencias en 34 minutos.

James tuvo a sus grandes socios en Kyrie Irving y Kevin Love, quienes abonaron 24 y 15 puntos, respectivamente.

En Boston pesó mucho la baja por lesión del pequeño Isaiah Thomas, quien se perdió varios juegos de este duelo particular por lesión.

Avery Bradley trató de asumir el rol de Thomas en el equipo, pero sus 23 puntos fueron insuficientes para forzar a un sexto partido de la serie.

Curiosamente, los Celtics cayeron en todos los partidos de esta serie que se efectuaron en el TD Garden de Boston.

El rival de los Cleveland Cavaliers serán los Golden State Warriors, quienes vencieron 4-0 a los San Antonio Spurs y se mantienen 12-0 en lo que va de la postemporada.

La final de la NBA arrancará el próximo jueves 1.° de junio con los mismos protagonistas de los últimos tres años en el mejor baloncesto del mundo.