Pedalista tico queda en el puesto 54 en prueba de ciclismo de ruta en Río

Por: Fanny Tayver Marín 6 agosto, 2016
La última vez que Andrey Amador vistió el uniforme de la Selección Nacional fue en los Juegos Olímpicos Río 2016.
La última vez que Andrey Amador vistió el uniforme de la Selección Nacional fue en los Juegos Olímpicos Río 2016.

Río de Janeiro

"Me faltaron piernas". Así de sincero fue como el ciclista costarricense Andrey Amador analizó su puesto 54 en la prueba de ciclismo de ruta en Río, de este sábado.

El nacional calificó la prueba como "durísima" y aseguró que desde el inicio "no iba cómodo".

"En lo personal me faltaron piernas, no tengo otra excusa más que esa. Contento no estoy, pero es el resultado que hay y ahora afrontar lo que viene", dijo Amador.

Amador afirmó que se quedó rezagado a partir del segundo circuito. Además, explicó que la alta temperatura y el fuerte viento fueron factores determinantes para su desempeño.

"Desde el inicio no iba cómodo, la temperatura era alta, fue un día complicado. Todos sabíamos que iba a ser una carrera muy dura y así fue", contó.

Y agregó: "Es una carrera con muchos factores porque desde el primer circuito había adoquines, en la ruta hacia el segundo circuito el viento incluso tornó peligroso el trayecto. Posteriormente continuó un ascenso complicado y una bajada muy técnica".

En criterio del tico, al final no pesó competir solo, aunque con más seleccionados hubiera podido trabajar en equipo.

"Yo creo que estando con cinco o solo el resultado hubiera sido el mismo. Me faltaron piernas y a veces pasa, me queda seguir preparándome fuerte a conciencia y disfrutar de esta experiencia, me hubiera gustado llevar más arriba al país", argumentó.

Amador confesó que quizá no se va con el sabor de boca que quería, pero sabe que a eso se está expuesto cuando la la competencia es solo de un día.

"No me voy con el sabor que me gustaría, la vez pasada hablaba esto, llevo casi 400 carreras y solo he ganado una, por eso ya sabemos asimilar las derrotas. A veces en carreras de tres semanas puede haber un día malo, pero luego se salva un poco más. Aquí no".

El tico del Movistar Team reveló también que no correrá la próxima edición de la Vuelta a España. "No la voy a correr, voy a hacer el otro calendario para llegar más fresco de cara al cierre de la temporada. Estoy muy contento porque hay otras carreras importantes y eso es a lo que voy", señaló.

Al ser consultado sobre si espera estar en Tokio 2020, respondió que a cualquiera le gustaría, sin embargo espera que sea un atleta joven.

"Ojalá, me gustaría estar, pero espero que sea un corredor más joven para impulsar las nuevas generaciones; aún faltan cuatro años", concluyó.

La prueba. Amador ingresó a meta 20 minutos después de que arribara el ganador de la prueba, Greg Van Avermaet, de Bélgica.

Avermaet cruzó la línea tras vencer en el sprint al danés Jakob Fugksang (plata) y al polaco Rafal Majka (bronce).

El nacional estuvo desde el inicio de la competencia en el grupo de favoritos, pero a 50 kilómetros de meta quedó rezagado, mientras pasaban por la segunda vuelta en Vista Chinesa.

Greg Van Avermaet celebra su victoria en la prueba de los Juegos Olímpicos de Rio 2016.
Greg Van Avermaet celebra su victoria en la prueba de los Juegos Olímpicos de Rio 2016.

El podio. El podio olímpico fue una sorpresa porque todos los ojos estaban puesto sobre el italiano Vicenzo Nibali, el colombiano Sergio Henao y Majka, pues a escasos 20 kilómetros para la meta eran los que lideraban.

Sin embargo, Nibali y Henao sufrieron una caída mientras descendían en una curva. Ambos debieron retirarse de la competencia.

En ese momento el gran favorecido fue Majka, quien pudo evitar el accidente y seguir en solitario.

Avanzó varios kilómetros, pero sus fuerzas disminuyeron y finalmente fue alcanzado.

Su cara mostraba el cansancio y la desazón por no poder aguantar hasta el cierre y ahí aprovecharon  F  uglsang y Van Avaermaet para definir la carrera.