El miércoles correrán en los 200 kilómetros de Flandes y el viernes actuarán en E3 Harelbeke

Por: Fanny Tayver Marín 23 marzo, 2015
Andrey Amador viajará el viernes a Italia, un día despues correrá la Strade Bianche y luego actuará en la Tirreno Adriático. | MOVISTAR TEAM
Andrey Amador viajará el viernes a Italia, un día despues correrá la Strade Bianche y luego actuará en la Tirreno Adriático. | MOVISTAR TEAM

El ciclista costarricense Andrey Amador (Movistar Team) está listo para comenzar su aventura en las clásicas belgas.

Y en esta oportunidad, el tico será un guía para el colombiano Nairo Quintana, quien aún no sabe lo que es correr en el pavé (adoquines).

A través de los años, Amador ha desarrollado experiencia en este tipo de terreno y lo pondrá a prueba este miércoles en Dwars door Vlaanderen, con un trazado de 200 kilómetros entre Roeselare y Waregem, con doce premios de montaña y ocho tramos de adoquines.

Mientras que el viernes, actuarán en la prueba E3 Harelbeke.

Para ambas competiciones, la escuadra telefónica alineará con Andrey Amador, Jonathan Castroviejo, Imanol Erviti, John Gadret, Gorka Izagirre, Adriano Malori, Nairo Quintana y Fran Ventoso.

Reconocerán etapa del Tour de Francia. Como el Tour de Francia tendrá adoquines, buena parte de esta comitiva dirá presente en la Grande Bouclé, donde Quintana enciende el sueño latinoamericano de vestirse con el maillot amarillo de campeón.

De hecho, Nairo y sus compañeros se desplazan hoy mismo al norte de Francia para explorar los siete tramos de pavé (13 kilómetros en total) de la cuarta etapa del Tour, entre Seraing y Cambrai.

Pero de los ocho hombres que pedalearán en las clásicas belgas, solo Andrey Amador no estará en el reconocimiento de esa jornada clave de la próxima ronda gala, ya que este año, su calendario se enfoca de nuevo en ir al Giro de Italia.

El costarricense volará este martes –a las 2:10 a. m. hora tica- de Barcelona a Bruselas y en Bélgica se encontrará con sus compañeros que llegarán después de explorar los adoquines que afrontarán en el Tour de Francia.

Aunque Nairo Quintana nunca ha corrido en pavé, el escarabajo afirmó al ganar la Tirreno Adriático: "No tengo miedo, quiero llegar allí y probar... Voy mentalizado y con ganas, eso lo hace menos difícil".