"Estamos muy contentos, yo creo que hemos peleado, el equipo ha estado dando el 100% o más y se hizo todo lo posible", manifestó el costarricense en declaraciones a la organización del Giro.

Por: Fanny Tayver Marín 28 mayo
Rory Sutherland, José Herrada, Víctor de la Parte, José Joaquín Rojas, Nairo Quintana, Winner Anacona, Gorka Izagirre y Andrey Amador en el podio como el mejor equipo del Giro.
Rory Sutherland, José Herrada, Víctor de la Parte, José Joaquín Rojas, Nairo Quintana, Winner Anacona, Gorka Izagirre y Andrey Amador en el podio como el mejor equipo del Giro.

Andrey Amador pedaleó poco más de 3.600 kilómetros en 91 horas, 12 minutos y 43 segundos en la edición centenaria del Giro de Italia.

El ciclista costarricense finalizó en la casilla 18 de la clasificación general, a 37:49 del campeón, el holandés Tom Dumoulin (Sunweb), y fue uno de los puntos altos para que Movistar Team se proclamara monarca por equipos de la ronda italiana.

La escuadra telefónica fue completamente superior a los demás equipos, al comandar este apartado con un tiempo total de 272:21:54, superando por 59:46 a AG2R La Mondiale y por 1:19:56 a FDJ.

"Estamos muy contentos, yo creo que hemos peleado, el equipo ha estado dando el 100% o más y se hizo todo lo posible", manifestó Andrey Amador en declaraciones a la organización del Giro.

A pesar de que en los últimos dos años el tico había culminado dentro del top 10, siendo cuarto en 2015 y octavo en la edición del año pasado, en la que durante un día vistió la maglia rosa (camisa rosada) de líder general, en este Giro se vio a un Amador mucho más fuerte.

"Al final se hace podio con Nairo (Quintana), se ganó por equipos, que es donde se destaca el trabajo que se ha hecho y a veces no se ve esa recompensa absoluta y hasta el último día se tuvo la maglia rosa, es para estar muy contentos", destacó el tico.

Cada vez que acude a un Giro, el ciclista nacional crece y esta es la sexta edición en la que Amador dijo presente (2010, 2012, 2014, 2015, 2016 y 2017).

Aparte de eso, Andrey también ha corrido en dos Tour de Francia (2011 y 2013), así como en dos Vueltas a España (2014 y 2015).

Un día antes de comenzar esta Corsa Rosa, Amador declaró a La Nación que a este Giro era al que mejor llegaba.

Y durante las 21 etapas que disputó, ratificó que esa apreciación era una realidad.

El tico no tenía la libertad de los últimos años porque en esta ocasión fue con la asignación de trabajar para Nairo Quintana.

Andrey Amador y sus compañeros se van del Giro con la frente en alto.
Andrey Amador y sus compañeros se van del Giro con la frente en alto.

Día a día se mostró fuerte, sólido y como uno de los mejores escuderos de toda la carrera, junto al colombiano Winner Anacona.

Ellos cargaban el peso fuerte para proteger a Quintana, quien finalmente quedó a 31 segundos del primer lugar.

Durante varias etapas, Amador se metió en la fuga del día como parte de la estrategia que tenía Movistar Team.

Trabajó en el plano, en las dos contrarreloj estuvo entre los mejores diez y en las etapas de alta montaña subió la mayoría de puertos junto a los favoritos.

Inclusive, en la víspera al cierre del Giro, Amador escaló el Monte Grappa con Quintana, lo guió en el descenso y también empezó a subir el último puerto de una carrera muy montañosa con los hombres más fuertes.

"Esto da muchas vueltas, en nada vamos a volver a estar en competencia y agradezco el apoyo de los ticos, en la carrera ví muchas banderas y eso es un orgullo para cualquiera de nosotros que estamos aquí y ver el apoyo que tenemos".

Aunque todas las carreras son diferentes, Andrey Amador mostró evolución y crecimiento en este Giro.