Piloto tico acabó tercero ayer en primer round del motocross en La Olla, Alajuela

Por: José Luis Rodríguez C. 14 abril, 2014

Sabanilla, Alajuela. Como un pequeño bote guardacostas que se enfrenta a un gigante portaviones estadounidense, así lucho ayer el tico Roberto Castro en la primera fecha del Campeonato Nacional de Motocross , en Sabanilla de Alajuela.

Alejandro Rojas (70) y Esteban Castillo (65) disputan en el aire el liderato en la categoría MX 2. Rojas, de Pasión MX, ganó la jornada. | CRISTIAN ARAYA
Alejandro Rojas (70) y Esteban Castillo (65) disputan en el aire el liderato en la categoría MX 2. Rojas, de Pasión MX, ganó la jornada. | CRISTIAN ARAYA

La pista La Olla, bajo un intenso calor y con polvo por todas partes, fue el escenario en que Muflitas Castro hizo lo que pudo frente a Tyler Bowers, Colten Nicols y Travis Baker, estadounidenses del equipo Pasión MX que fueron traídos para repetir la corona de la MX 1 que consiguió Bowers el año anterior.

Desde el primer heat la lucha fue infinita y dura para Castro, considerado el costarricense con mejores posibilidades de frenar a ese veloz trío de estadounidenses.

Consciente de que estaba en desventaja numérica, Castro ganó la primera curva y salió primero en la manga inicial, con Baker atrás.

De tercero se colocó Nicols, cuarto Alonso Pazos y quinto Bowers, quien apenas se recupera de una lesión en el tobillo izquierdo.

A los seis minutos –de 20 en carrera–, Nicols presionó a Baker, al 7:30 lo pasó, y cinco más tarde rebasó a Castro y se colocó de líder.

Muflitas intentó acabar segundo, pero a seis del final Baker lo adelantó y se fue a la caza de Nicols.

Al final Nicols, Baker y Castro quedaron adelante, y Bowers, que se había recuperado, llegó cuarto.

Y fue el mismo Bowers, actual monarca, quien en la segunda manga atacó rápido a Castro, que otra vez había salido primero, pero que nuevamente no logró contener los embates de los extranjeros.

Esta vez Bowers venció, Nicols se colocó segundo y El Cebollerito completó el trío de la escudería.

Pese a que terminó cuarto, Castro sumó 38 puntos –entre los dos heats –, nueve menos que Nicols, quien hizo 47, y a cinco de Bowers.

“Me alegre de ser el piloto tico en el podio –de la fecha–; ahora tenemos cuatro de Estados Unidos de gran peso y creo que varios locales podemos dar una pelea bastante decente”, expresó Castro, quien adujo que problemas en sus antebrazos le restaron opciones en ambas carreras.

Más nivel. De pie junto a Tyler Bowers, Marisol Ríos, jefa del Pasión MX, respondió que la llegada de tres estadounidenses, y uno más en la siguiente carrera (Jake Canada), es debido a que desea elevar el nivel del motocross costarricense.

La segunda jornada del campeonato será el 17 y 18 de mayo en la pista de Lagunilla, en Cartago.