El asesor de Red Bull dijo que Ferrari podría evitar que abandonasen la competición si les suministrasen motores de garantías

 18 septiembre, 2015
Los miembros del equipo Infiniti Red Bull Racing junto al automóvil del piloto ruso Daniil Kvyat de la Fórmula Uno, durante el Gran Premio de Singapur.
Los miembros del equipo Infiniti Red Bull Racing junto al automóvil del piloto ruso Daniil Kvyat de la Fórmula Uno, durante el Gran Premio de Singapur.

Viena

La compañía Red Bull anunció este viernes que se plantea abandonar la Fórmula Uno si no consigue motores de garantías la próxima temporada para sus dos escuderías, Red Bull Racing y Toro Rosso.

"Si no tenemos un motor con garantías de competir, entonces Red Bull no estará en la Formula 1", indicó Helmut Marko, el asesor en motores de Red Bull en una entrevista con la televisión pública austríaca ORF.

Renault anunció el pasado miércoles que dejará de suministrar motores para Fórmula Uno en 2016, como ha venido haciendo para la escudería austríaca desde 2007.

"Ya hemos alertado a las autoridades de la Fórmula Uno y les hemos dicho que no cuenten con nosotros como suministradores de motores. Se ha terminado", dijo el presidente de Renault, Carlos Ghosn.

Según Helmut Marko, Ferrari podría evitar que Red Bull y Toro Rosso abandonasen la competición si les suministrasen motores de garantías.

"Todavía hay conversaciones con Ferrari, pero una versión B no es una opción", señaló Marko sobre la posibilidad de que les entregasen motores de menor potencia.

"Porque sin un motor de verdad no tienes oportunidades", concluyó el experto desde las pistas del Gran Premio de Singapur.

Mercedes ya se negó a proveer motores a Red Bull, mientras que fabricantes ajenos a la competición, como Volkswagen o BMW, también han respondido con una negativa, por lo que Ferrari es la única opción de las dos escuderías.

Etiquetado como: